LA FRASE

"ESTAMOS A FAVOR DEL VOTO ELECTRÓNICO PORQUE ES PREFERIBLE QUE EL ESCRUTINIO YA VENGA HECHO POR UNA MÁQUINA, ANTES QUE TENER A UN MONTÓN DE EMPLEADOS PÚBLICOS COBRANDO HORAS EXTRAS POR MIRAR UNA PANTALLA SIN HACER NADA." (ADRIÁN PÉREZ)

martes, 24 de noviembre de 2015

LAS PRIMERAS 24 HORAS


En la conferencia de prensa de Macri como presidente electo la mayor novedad fue esa: volvieron las conferencias de prensa; lo que faltaron -como en la campaña- fueron precisiones y anuncios concretos.

No se puede establecer hasta acá si la falta de definiciones sobre cuestiones cruciales como los nombres del gabinete o la primeras medidas económicas tiene que ver con que de conocerse mayores detalles al respecto se confirmaría que la "campaña del miedo" no estaba tan errada; o con el hecho de que Macri y su gente están forzados a recalibrar el discurso y el rumbo a partir de un triunfo mucho más ajustado que el que marcaban las encuestas previas, y que puede ser más estrecho aun al finalizar el escrutinio definitivo.

Hay que reconocer también que el entorno no lo ayudó demasiado al presidente electo: los sectores "ultras" que lo apoyaron ya empezaron a darle muestras de que no están muy de acuerdo con la idea de la "revolución de la alegría", y le exigirán más temprano que tarde medidas concretas, y no puros gestos simbólicos.

En ese marco se inscriben el antidiluviano editorial de La Nación de ayer reclamando el fin de los juicios por los crímenes de lesa humanidad de la dictadura, y las declaraciones del presidente de la Rural Etchvehere reclamando el cumplimiento estricto de las promesas de campaña para el campo: eliminación de todas las retenciones, levantamiento inmediato del cepo cambiario desde el primer día y liberalización total de las exportaciones.

Al parecer, el "plan canje" propuesto por el macrismo (suspensión de las retenciones a la soja por 90 para que los productores y acopiadores liquiden el stock retenido y empiecen a entrar dólares) sin garantizar la mega-devaluación que significaría la apertura inmediata del cepo no seduce al sector: Macri les ofrece la chancha y los 20, pero le exigen también la máquina de hacer chorizos. 

Mientras tanto outsiders (en el sentido orgánico, no ideológico) como Cavallo o Espert empiezan a advertirle que no hay alternativa posible entre gradualismo o shock: el ajuste debe hacerse ahora, debe ser drástico y hay que "saberlo comunicar al pueblo" cargándole la responsabilidad al kirchnerismo "por la pesada herencia recibida", para que lo acepte. Gastan a cuenta del capital político ajeno, en éste caso los votos de Macri.

Y los presuntos aliados no ayudan mucho: mientras el periodismo ahora oficialista se tejen todo tipo de análisis  conjeturas sobre el futuro del peronismo, lo que empieza a estar en entredicho (antes de siquiera haber asumido y comenzar la gestión) es la fortaleza de la construcción de "Cambiemos": Carrió se desmarca del gobierno pero pretende imponer nombres (Campagnoli en lugar de Gils Carbó) y Sanz se baja del gabinete, poniendo en tela de juicio hasta donde llega el apoyo de la UCR y su compromiso con el nuevo gobierno.

Parecen (sobre todo Carrió) el reflejo de ese votante de Macri que lo acompañó exclusivamente para desalojar al kirchnerismo del gobierno, sin tener muy en claro como seguía la historia luego; o creyendo que si la pifiaba, podía volver a intentarlo en un par de semanas. 

Y hablando de aliados incómodos y ultras apresurados, acá Aguad (probable ministro de Macri) lleva la doctrina Prat Gay sobre el federalismo a extremos de una brutalidad gorila incompatibles con la consigna de campaña de "unir a los argentinos.

Son dilemas que pondrán a prueba otra faceta que Macri (que condujo con habilidad su campaña) deberá mostrar de ahora en más: su capacidad de conducir al conjunto que le dio el soporte político para alcanzar el triunfo electoral.

En ese sentido, la conferencia de ayer no aportó tranquilidad: pretender bajar las expectativas por el nombre del ministro de Economía diciendo que no habrá uno para el área sino seis, trajo remembranzas de aquél gabinete de De La Rúa plagado de economistas estelares, que terminó dando paso primero a López Murphy, y luego a Cavallo.

Alguno pudo pensar que contrastó la falta de definiciones de Macri sobre el levantamiento del "cepo" (ahora pide evitar la ansiedad) con las precisiones sobre política exterior que implican la referencia (que ya hizo en el debate con Scioli) a la derogación del memorándum de entendimiento con Irán por la causa AMIA, y al pedido de aplicación de la cláusula democrática del Mercosur para Venezuela.

Sin embargo y como lo señalábamos acá, ambas cuetiones están vinculadas y tienen que ver con guiños de Macri a Paul Singer, los fondos buitres y los sectores de la derecha republicana de EEUU con influencia en el mundo de los bancos y las finanzas; que podrían aportar dólares para levantar el cepo. Hoy lo confirma Pagni en La Nación: "Estas declaraciones de política exterior no son inocentes. Enmarcan una nueva orientación para las relaciones internacionales que es indispensable para el regreso de la Argentina a los mercados de crédito. Sin ese regreso, que supone liquidar el default que deja como herencia la señora de Kirchner, es imposible pensar en la unificación del mercado cambiario, que Macri prometió también ayer.

Y tal como lo señala Pagni, también hay un guiño de Macri a la oposición venezolana, de cara a las elecciones legislativas del 6 de diciembre; lo que demuestra que la derecha regional también juega en equipo; tirando todos para el mismo lado: la reformulación del esquema de integración continental tal como viene funcionando hoy, hacia los que tienen como eje la política exterior de EEUU: "converger hacia la Alianza del Pacífico" dijo ayer Macri.

El pedido de aplicación de la cláusula democrática en el caso de Venezuela le valió al presidente electo su primer papelón internacional: desde los órganos permanentes del Mercosur y la Unasur le recordaron que sólo funciona en caso de golpes de Estado o interrupción de las instituciones democráticas; lo que no aplica al caso venezolano. Le recordaron también que esas mismas normas exigen el acuerdo entre todos los países miembros. 

No deja de ser curioso que el "populismo" les recuerde a los republicanos"desideologizados" y "dialoguistas" la vigencia de pautas institucionales acordadas entre todos, por encima de los caprichos circunstanciales de algunos, ideológicamente sesgados además.

12 comentarios:

Mariano T. dijo...

En el tema retenciones y dolar no es Etchevere el interlocutor. Como los productores rara vez obedecen consignas, sino que cada individuo actúa en base a su supuesta conveniencia y expectativa, solo puede opinar sobre que harían o no harían la mayoría delos agricultores. No hay negociación posible porque no hay interlocutor representativo.
Lo que tiene que haber para que se venda es una mejora real, y generar la expectativa de que en los próximos 5 meses nada cambiará para mejor.
Si el dolar esta a 11, y la expectativa es que se vaya a 15, no hay caso. Salvo la anulación temporal de retenciones.

La Corriente Kirchnerista de Santa Fe dijo...

¿Vos decís entonces que tiene que negociar con un sóviet de campesinos? se le complica la cosa. Ahí acaba de desmentir la suspensión de las retenciones. Tengo unos volantes que dicen "yo no lo voté". ¿Te alcanzo unos?

Anónimo dijo...

Tiene razón Marianote, los patriotas del campo votaron masivamente a Macri a la espera de una tasa de ganancia que si no se las garantiza no los obliga a hacer su aporte (vía liquidar el grano encanutado), llevándoselo puesto si es necesario.

Anónimo dijo...

El comercio con Venezuela en alimentos, medicamentos, etc es de aprox. 2000 y alguito millones de dólares mensuales y la balanza de intercambio nos es favorable en aprox. 400 millones de dólares.
Por ahí viene un costo interno (sacrificio de producción y trabajo argentino) por alinearse con la derecha financiera republicana estadounidense.
La hoja de ruta estaba trazada y clara.
Si lo votaste hacéme el favor de ni hablar mientras yo puteo.

Sagardúa dijo...

Liquidá la silo bolsa a 10 pé el dólar, sojerito angurriento.

Mariano T. dijo...

No hay nada para negociar, ni con quien negociar(ya lo averiguó Moreno hace años). Que anuncie las medidas, y que cada uno actúe de acuerdo a lo que crea su conveniencia.
Pero si piensa que van a vender la soja y después va a liberar el dolar, esta confundido.
Y no es un temapolítico para pelearse, salvo que haga como Cristina y salga a boquear en un discurso. En ese caso el tema pasa a político, Macri sacó 800.000 votos de ventaja en las zonas rurales de Bs As, SFe y Cordoba

Erkekjetter Silenoz dijo...

No cro. si ahora se supone que van a tener alguien que SÍ entiende del tema y que fundamentalmente atenderá como es debido a los patriotas del grito de Alcorta o algo así.... ¿un CEO de Monsanto?

Yasta', liso el poyo, pela'a la gallina pss

Saludos

Anónimo dijo...

Urgente hagan post sobre el fallo del 15% de coparticipacion de la CSJN. No era que santa fe no habia iniciado reclamo alguno? Matías

La Corriente Kirchnerista de Santa Fe dijo...

Matías: si tenés tanto apuro hacélo vos ¿sí? Y de lo que Santa Fe nunca inició reclamo formal es por el financiamiento del déficit de la Caja de Jubilaciones. El fallo de la Corte es por el 15 % de la coparticipación de nación y provincias que va a la ANSES para pagar jubilaciones. Se ve que no pasás seguido por acá, porque lo hemos aclarado 200 veces, como podés comprobar con solo buscar en las etiquetas

Anónimo dijo...

Paso seguido a leer sus mentiras. Ahora resulta que la culpa es de sus (pocos) lectores. Muchachos, consigan un laburo digno.

Anónimo dijo...

Mcho nervio. Y soberbia. Se olvidaron de escuchar y terminaron perdiendo con lo peor de lo peor, a lo que durante años incentivaron porque les ganaban... Cuanta ignorancia. Al final el kirchnetismo termio restableciendo el neoliberalismo. Respecto del 15% durante años pusieron que Santa Fe no habia reclamado, y que el estudio de Gil Lavedra y bla bla. Son eso uds. Bla bla. Ahora espero que consigan algo honesto rn que laburar. PD: La culpa de la ineptitud de esta "corriente" no es de sus pocos lectores. Son una secta peor que el PO. Matías

La Corriente Kirchnerista de Santa Fe dijo...

En un ratito te atendemos cacerolímn, pero leé. Leé y entendé, y si no entendés te hacemos un dibujito.