LA FRASE

"SAQUÉ UN DECRETO EXIMIENDO A LOS MILITARES Y POLICÍAS DE TODA RESPONSABILIDAD PENAL POR LA REPRESIÓN PARA QUE NO SE ABARROTEN LOS TRIBUNALES DE CAUSAS QUE SABEMOS QUE NUNCA LLEGAN A NINGÚN LADO." (JEANINNE AÑEZ)

miércoles, 31 de julio de 2019

FRUTA GRATIS


Leemos a Liliana Franco en Ambito Financiero: "Un grupo de mujeres de diversos sectores productivos agrupadas en la Fundación Pollera Pantalón impulsan que el Gobierno nacional canalice un porcentaje de las compras del Estado hacia empresas dirigidas por mujeres.

Este tipo de iniciativas ya han sido implementadas en diversas partes del mundo como por ejemplo en Chile o en Estados Unidos. En el país, la Ciudad Autónoma de Buenos Aires y la provincia de Santa Fe priorizan las compras de firmas dirigidas por mujeres." (las negritas son nuestras)

La ex panelista de "Ensobrables" no mencjiona en ningún lugar de la nota de donde saca que en la provincia de Santa Fe el Estado otorga preferencia en sus compras a las empresas dirigidas por mujeres, y hacerlo se le dificultaría porque es, lisa y llanamente, falso: no existe tal.

En efecto, no existe ninguna norma provincial de las que rigen las contrataciones del Estado que establezca preferencias para contratar a determinadas empresas, porque las dirigen mujeres.

Porque de existir debería haber sido aprobada por ley de la Legislatura como -por ejemplo- el "compre santafesino" aprobado por las Leyes 12.105 (2003) primero, y 13.505 (2015), después.

Calculen ustedes que la misma Legislatura provincial (el Senado, más específicamente) no ha aprobado aun la paridad de género en las listas de candidatos a cargos electivos.

Pero ¿para que andar chequeando fruta que vende el socialismo, no?

TWEETS POLÉMICOS

LAS FRASES DEL MES


1. "Tardamos 20 años en cerrar el acuerdo entre la Unión Europea y el Mercosur porque necesitábamos que Argentina y Brasil tuvieran como presidentes a dos nabos que accedieran a todas nuestras condiciones." (Angela Merkel)

2. "Quiero desmentir que la nueva corriente que voy a formar ahora que me expulsaron del partido se llame "Amargo Obrero"." (Jorge Altamira)

3. "Que la señora Lagarde haya renunciado antes de terminar su mandato no significa que sea afiliada nuestra." (Alfredo Cornejo)

4. "Para el gobierno no cambia nada con la renuncia de Christine Lagarde: se sigue la línea sucesoria, asume el presidente Macri y todo continúa normalmente." (Nicolás Dujovne)

5. "Cuando el kichnerismo fue gobierno no hizo nada de lo que está prometiendo ahora, nosotros en cambio ahora no estamos haciendo nada de lo que prometimos cuando éramos oposición." (Marcos Peña)

6. "Estamos peinando las redes sociales para dar con los responsables del video editado para perjudicarme." (Patricia Bullrich)

7. "A Altamira lo expulsamos del partido por arribista, o sea, infiltrado de Arribas." (Néstor Pitrola)

8. "Como dice Horacio Rodríguez Larreta, cada vez somos más los que preferimos vivir en la calle." (Nicolás Dujovne)

9. "¿Así que Vidal dice que si gano yo gobierna la Cámpora? El problema de los bonaerenses es que si gana ella, gobierna ella." (Axel Kicillof)

10. "La obra de gobierno de De La Rúa no fue comprendida en su momento, por eso ahora con Mauricio la estamos profundizando, para que se entienda." (Hernán Lombardi)

11. "De ninguna manera se puede comparar el reclamo de Rico y los carapintadas con un golpe de Estado, eso dejémoslo para un paro general de la CGT." (Oscar Aguad)

12. "Para organizar a los sectores del peronismo que apoyan la reelección del presidente Macri hemos creado una nueva agrupación, denominada "La Teissaire". (Miguel Angel Pichetto)

13. "Que me quieran expulsar a mí del Partido Obrero es como cuando Macri se quiso quedar con las empresas del padre, haciéndolo pasar por loco." (Jorge Altamira)

14. "No vamos a perseguir a nadie por pensar distinto, pero lo del sonidista del acto del viernes en Córdoba ya es algo personal." (Mauricio Macri)

15. "Le pregunté al presidente si era indispensable trasladarnos en helicóptero para los actos de campaña, y me explicó que era parte del acuerdo con el radicalismo." (Miguel Angel pichetto)

16. "Es una truchada la FaceApp esa, yo la hice y salí igual." (Mirtha Legrand)

17. "Seguimos sobrecumpliendo metas del acuerdo con el FMI: en un semestre acumulamos la inflación prevista para todo el año." (Nicolás Dujovne)

18. "El simulacro del escrutinio fue un éxito, ganó Mauricio en primera vuelta." (Rogelio Frigerio)

19. "Cuando yo dije lo del piolín ruso con el que podrían haber matado a Nisman se cagaron de risa, a ver si ahora que Lilita dice lo del hackeo de las elecciones por Putin le dan pelota." (Patricia Bullrich)

20. "Dejo en libertad a mis votantes porque ya no tengo lugar en mi casa para los cinco." (Margarita Stolbizer)

21. "Le pedí a Trump que nos abriera el mercado para el biodiésel y me dijo que le pidiera algo más fácil, pero le recordé que lo de los limones tampoco anduvo." (Mauricio Macri)

22. "Viene tanta gente a sacarse fotos conmigo que ya parezco el cucú de Carlos Paz." (Juan Schiaretti)

23. "Yo entiendo que no subo en las encuestas, pero volver a salir con bermudas y sandalias con este frío, aun usando medias, me parece una barbaridad, me voy a pescar una gripe." (Roberto Lavagna)

24. "Si hubiésemos querido poner a alguien que mirara para otro lado en la Oficina Anticorrupción, designábamos a Margarita Stolbizer." (Marcos Peña)

25. "Con la ley del arrepentido y la extinción de dominio tenemos un coctel de medidas para terminar con el narcotráfico y la corrupción." (Patricia Bullrich)

26. "Me parece bien que se denuncie a los pilotos por temas de seguridad. Los otros días, los pasajeros no respetaban la cola para putearme." (Luís Brandoni)

27. "Yo me fui del peronismo porque me veía venir esto de los manteros senegaleses cantando la marcha." (Miguel Angel Pichetto)

28. "Me parece bien lo de Brandoni parándoles el carro a los sindicalistas de Aerolíneas, con los peronistas nunca se sabe si no van a desviar un avión para llevarlo a las Malvinas." (Robelio Alaniz)

29. "No veo por qué hay que prestarle tanta atención a la opinión que tenga sobre la economía del país un tipo como Bloomberg, que mintió diciendo que era ingeniero." (Fernando Iglesias)

30. "Schiaretti te deja la duda si no viene siendo algo así como la marca Pindonga del macrismo." (Aníbal Fernández)

31. "Con el Paseo del Bajo le cumplimos un viejo sueño a Mauricio: hacer desaparecer a los camioneros de la vista de la gente común." (Horacio Rodríguez Larreta)

martes, 30 de julio de 2019

¿ALBERTO NOS LEE?


Tuit relacionado:

FUGA EN EL SIGLO XXI


Que la fuga de capitales es un factor atávico y estructural de la economía argentina hace décadas, es cosa sabida. Y que es una de las principales razones que repercute a su vez en la crónica reaparición de la restricción externa, también.

Nadie niega que hubo fuga de capitales con todos los gobiernos, pero no deja de sorprender como se intenta sostener el relato de que solo ocurre con gobiernos “populistas” porque no generan la confianza necesaria de los inversores (locales y del exterior), para que dejen su dinero en el país en lugar de dolarizarlo y fugarlo.

Algo por el estilo pasa con esta nota de ayer en Ambito Financiero, en la que, para disminuir la responsabilidad del gobierno de Macri (al que ninguno en su sano juicio acusaría de populista) en la colosal fuga de capitales que se viene verificando desde 2015, “pega” las estadísticas del rubro desde el 2003 para acá, para incluir a los gobiernos kirchneristas.

Sin embargo, las propias cifras que da la nota (que surgen del balance cambiario del Banco Central para cada período) y el cuadro de apertura, dejan algunas perlas de interés para el análisis:

El único período que demuestra una caída sustancial de la formación de activos externos (tal el nombre técnico de la fuga de capitales) es el correspondiente al segundo mandato de Cristina (2011-2015), en que se impusieron las restricciones al acceso a las divisas coloquialmente denominadas por los medios como “cepo cambiario”. Algunas ya regían de antes, como el encaje bancario a los capitales provenientes del exterior impuesto por Néstor Kirchner en 2005.

Por contraste, el período que comenzó en el 2015 con el gobierno de Macri marca un ciclo constante en ascenso de la fuga de capitales, al igual que el ciclo del re-endeudamiento del país, y no es causalidad: en eso consiste justamente el modelo de valorización financiera en curso.

Pero además si se analizan las cifras de la fuga, se puede ver claramente como se aceleró drásticamente desde que gobierna Macri: los 102.159 millones de dólares fugados desde mayo del 2003 a diciembre de 2015 (gobiernos de Néstor y Cristina) representan un volumen mensual de fuga de 676,54 millones de dólares.

En comparación, los 70.190 millones de dólares fugados en los primeros 42 meses del gobierno de Macri (el último balance cambiario del BCRA es el de junio de este año) significan una fuga mensual del orden de los 1671,19 millones de dólares: 2,47 veces el nivel de fuga de los gobiernos kirchneristas.

Y la cosa tiende a empeorar: los 10.881 millones de dólares fugados en el primer semestre de este año representan una fuga mensual del orden de los 1813,5 millones, un aumento del 10,81 % sobre el ya insostenible nivel de fuga de capitales de la gestión de Macri.

ES POR AHÍ


Es notorio como al gobierno lo incomoda que la economía se meta en la campaña: cada vez que la oposición introduce el tema, no saben que respuesta dar, y quedan pedaleando en el aire.

Pasó cuando Cristina habló de las marcas “Pindonga” y “Cuchuflito”; donde quisieron reinventarse a las apuradas como los grandes defensores de las Pymes que compiten con las grandes empresas, para terminar en definitivas defendiendo que la gente consuma leche que no es leche; porque no puede pagar la de verdad. Eso, sin contar si algo ha sido este gobierno en casi cuatro años de gestión, es un destructor serial de Pymes.

Y vuelve a pasar ahora cuando Alberto Fernández habla de aumentar las jubilaciones y garantizar los remedios gratis para los jubilados, priorizando gastar en eso y no en la monstruosa bola de intereses de las Leliq’s que el gobierno ha creado, para mantener quieto al dólar hasta las elecciones, beneficiando a los bancos en el proceso, con ganancias fuera de toda lógica.

La respuesta (muy inteligente) de AF fue al cuestionamiento de Zlotogwiazda preguntando como iba a financiar los medicamentos gratuitos para los jubilados; con una sagacidad que no exhibieron para preguntarle a Macri en el 2015 como iba a garantizar la pobreza cero que prometió, o como hará ahora para pagar la deuda que contrajo.

El domingo con Navarro el candidato del “Frente de Todos” estuvo excelente marcando las prioridades de un eventual gobierno suyo: el salario de los trabajadores y los jubilados, para recuperar el consumo y poner en marcha la economía. Después, con el país en marcha y creciendo, se verá como se paga la deuda.

Y de paso, señaló explícitamente que pesificará las tarifas, repondrá los controles de capitales (medida defensiva elemental e imprescindible en el actual contexto), y dio a entender que también repondrá la obligación de los exportadores de liquidar las divisas en el país, para garantizar la oferta genuina de dólares que necesita la economía: macro y micro, tirando juntas en un mismo contexto, y con un mismo fin.

Ante ese mensaje claro y contundente (que deberá marcar el tono de campaña de acá a las PASO), el gobierno reaccionó a través de la prensa adicta agitando el fantasma del default, que no asusta a nadie: es más, si van a plantear la discusión girando sobre el eje “jubilados versus bancos”, van a perder por goleada, en un sector donde tienen buen caudal de votantes.

Ya estuvieron muy despistados cuando lo sacaron a Dujovne (el ministro ñoqui) a discutir con Alberto sobre el modo de medir el déficit fiscal, algo que no le interesa a nadie. Encima le pegó al chancho (el gobierno) y apareció el dueño (el FMI, en representación de los bancos) a retrucarlo: win win. Terminaron no solo hablando de lo que no querían hablar en campaña (la economía y el acuerdo con el FMI), sino de un tema que preferían mantener en sordina, y hoy tienen que explicar: el curro de las Leliq's. 

Pero la política es como el boxeo: cuando se acierta en un piñazo bien dado, el rival tambalea, y hay que seguir metiéndole piñas hasta noquearlo. Tuit relacionado: 

lunes, 29 de julio de 2019

SÍ, SE PUEDE


¿Se puede firmar una solicitada de apoyo a la reelección de Macri en la que se dice textualmente que "La corrupción fue durante los años anteriores un ejemplo extremo del uso del Estado para beneficio personal. En 2015 se inició un proceso de drásticos cambios para transparentar las acciones de gobierno. Se buscó recuperar el valor de la honestidad como mandato indisociable de la función pública y el Poder Ejecutivo respetó el accionar independiente de la Justicia para sancionar a quienes cometieron delitos...", sin decir absolutamente nada de todas las causas de corrupción que involucran  al presidente, su familia, sus funcionarios y sus socios/amigos/testaferros, generadas a partir de decisiones de gobierno suyas, como las que detalla esta nota de Página 12 de hoy?

Evidentemente sí, se puede, cuando uno la va de intelectual "independiente", pero en realidad es apologista y cómplice de un régimen que, además de nefasto en términos políticos, económicos y sociales, es también corrupto. 

TWEETS POLÉMICOS


NOSOTROS A LO NUESTRO


Faltan hoy exactamente 13 días para las PASO nacionales, que tal como lo hemos dicho antes, funcionarán en la práctica como una primera vuelta electoral, que marcará tendencias sobre la resolución de la disputa.

Poco tiempo si se repasa el transcurrido desde que se definieron las alianzas y candidaturas, pero bastante para el último esfuerzo militante para contribuir de nuestra parte a la victoria. Aun así, poco como para andar perdiéndolo en disputas triviales, o comiéndonos todos los amagues que nos están poniendo por delante, y que seguramente nos seguirán poniendo de acá al 11 de agosto.

Ellos están haciendo su juego, y lo seguirán haciendo: big data, call center, fake news, blindaje mediático, explotar presuntas contradicciones o disputas internas nuestras o alguna declaración más o menos desafortunada, y si no existen, las van a inventar. 

Van a seguir alineando el público a todos sus apoyos visibles y no visibles: la embajada, Trump, la AEA, los empresarios del grupo de whatsapp y los paparulos que la van de "intelectuales" y formadores de opinión pública.

De acá a las PASO -y aun después- hay cosas que no van a cambiar, y es absurdo pretender que lo hagan. Es ilógico pensar que, conforme el cronograma electoral avance hacia sus tramos decisivos, cambien los términos de la disputa en el terreno mediático, o en las redes sociales; o que se pueda revertir allí la relación de fuerzas abrumadoramente adversa; y ya quedó harto demostrado que haber corrido a Cristina del primer lugar de la fórmula tampoco logró que nos dejaran en paz. 

Por eso, sin renunciar a esos terrenos, la pelea hay que darla en otros: como señala Artemio en el tuit de apertura, hacer política popular y democrática en serio, en los territorios, las organizaciones, los espacios de relacionamiento social, como corresponde a una fuerza política popular y democrática; que es lo que somos.

Sin enredarnos en disputas estériles con el tercio siquiátrico del electoral que constituye el núcleo duro de apoyos del macrismo y que quiere arrastrarnos al barro del odio y de la grieta, y sin contarnos las costillas en público entre compañeros, a días del comicio y cuando las prioridades son otras: ganar la elección.No puede haber nada más importante que eso. 

Si alguno no lo entiende así, a lamentarlo por él, a intentar explicárselo -si hay tiempo y no hay nada mejor que hacer-, y a seguir adelante con la tarea de la hora: convencer voluntades, sumar votos, aportar lo nuestro para el objetivo colectivo.
´
Ya pasó el tiempo de discutir alianzas y candidaturas, no es el momento de convertirse en sommeliers de campañas, afiches o spots publicitarios: a esta altura del partido el resultado de la elección está en la cabeza y el corazón de casi todos los argentinos, y si algún indeciso quedara, hay que ir por él; más que mirarnos el ombligo de las discusiones internas, o nuestras presuntas falencias: ya habrá oportunidad para eso. Hay que dejar de estar todo el tiempo esperando el "cisne negro" salido de las usinas del Duranbarbismo, que va a venir a transformar la victoria en derrota.

El gobierno propone una campaña del miedo, porque tiene miedo: miedo a perder, porque saben que están perdiendo; lo que quieren poner en discusión es por cuanto, y si podrán o no revertirlo. Todo lo que hacen y todo lo que dicen apunta en esa dirección, si se sabe ver.

Pero para nosotros eso no debe ser motivo de confiarnos y cruzar los brazos, todo lo contrario: llega el momento de consolidar la faena, y concretar el resultado que se palpa en la calle; en la charla mano a mano, con el vecino, el amigo, el compañero de trabajo; sin importar -como vienen remarcando Alberto y Cristina en la campaña cada vez que pueden- por quien hayan votado en el 2015, sino por quien podrían votar ahora.

Sin enojarse, sin putear, escuchando, argumentando, intentando convencer, reconociendo errores, pero con dos simples y sencillas preguntas, que nosotros podemos hacer, y el gobierno no, porque las respuestas los liquidan: "¿estabas mejor hacer cuatro años o ahora?" y "¿estás dispuesto a bancar cuatro años más de esto?"

Porque de eso se trata la elección al fin y al cabo: comparar las cosas en escala personal, humana, familiar, social y desde allí sacar las conclusiones correctas, para elegir que boleta poner en el sobre y de ahí a la urna: ellos van a querer que en esa boleta vayan los miedos, nosotros tenemos que apostar a que vayan las esperanzas.

Ellos están en la suya, problema de ellos. Nosotros vayamos a lo nuestro. Tuit relacionado: 

domingo, 28 de julio de 2019

Y NO...


...como la vas a considerar mala palabra si te permite forrarte de guita sin mover un dedo, ni arriesgar absolutamente nada.

De lo que no quedan dudas es que vos sí sos un mala palabra.

Hijo de puta, para ser más precisos.

TWEETS POLÉMICOS

ELOGIOS VENENOSOS


A más de uno (nos incluimos) pudo haberle sorprendido que en la semana Guillermo Calvo, uno de los "gurúes" más respetados por la ortodoxia económica, elogiara a Cristina, y dijera que un triunfo de la fórmula que compone con Alberto Fernández sería lo mejor que podría pasarle al país.

Claro que si se entera de mayores detalles al respecto, y de las razones del elogio (por ejemplo leyendo esta nota de La Política Online), la sorpresa desaparece, y aparece el gato encerrado: no hay cambio alguno en la matriz de pensamiento económico de Calvo, ni un reexamen de su parte de la figura de Cristina, o de las políticas del kirchnerismo.

Lo que hay es, otra vez, una vuelta de tuerca sobre la vieja idea del establishment económico y el mundo de las finanzas (que incluye a los economistas que defienden sus intereses desde una supuesta asepsia teórica, como Calvo) de que las elecciones son apenas un contratiempo inevitable, o un pasatiempo para que la gente se entretenga de vez en cuando, y libere tensiones votando; con la ilusión de pensar que de ese modo puede cambiar algo.

O sea, el viejo cuento de escindir la política y la economía como si fueran compartimentos estancos sin comunicación entre sí, porque mientras en uno puede haber alternancia, en el otro hay solo una hoja de ruta posible de aplicar; que no es otra que la receta del ajuste perpetuo hoy, para asegurarse un futuro venturoso, mañana. En realidad, para generar los excedentes necesarios para pagar la deuda.

Alguno podría decir que ese es precisamente el plan que viene aplicando Macri y tendría razón, porque lo que está proponiendo Calvo es que un eventual gobierno de Alberto Fernández le de continuidad a ese mismo plan, porque además estaría en mejores condiciones políticas para imponerlo: podría apelar al apoyo popular al ajuste, haciéndolo ver como inevitable, echándole la culpa a la pesada herencia recibida del gobierno de Macri; que precisamente por eso no podría volver a utilizar el mismo recurso.

En términos económicos, las ideas de Calvo son mohosas de viejas, y no es preciso rebatirlas intelectual o teóricamente: es la misma realidad argentina actual las que las desecha, porque aplicadas de nuevo, produjeron los mismos resultados: destrucción de empleo y salarios, pérdida de empresas, recesión, aumento de la pobreza y además -pese a la matriz ortodoxa- altos niveles de inflación; más incluso que durante el kirchnerismo.

Pero en términos políticos lo que plantea Calvo (nostálgico de los años dorados del menemato, cuando su sueño fue realidad: el ajuste ganaba elecciones) es un disparate absoluto: Macri es la prueba viviente de que cuando comenzó a acelerar en la velocidad del ajuste, empezó a caer, primero en imagen y en las encuestas, y luego en las urnas, estrepitosamente, en la mayoría de las elecciones provinciales. 

Tanto, que está a nada de perder la reelección y Calvo lo sabe, y por eso dice lo que dice, para marcarle la cancha al futuro gobierno de otro signo. Por él no habla él, claro, sino "los mercados", para indicarle a un eventual gobierno de la hoy oposición, lo que debe hacer, si no quiere problemas. 

Pero el asunto es que para ese gobierno (sustentado esencialmente en el voto de los sectores populares, si nos atenemos a las encuestas y a sus apoyos públicos explícitos en el sindicalismo y los movimientos sociales) no le resultaría tan sencillo aplicar el "Plan Calvo" (ajuste con apoyo popular), precisamente porque pasó el menemismo primero (con su ilusión primemundista que explotó en el 2001), y Macri después; con su "pobreza cero", que terminó en cuatro millones de nuevos pobres.

Si bien Macri no ha exento del daño que causaron sus políticas a su propia base electoral del 2015 (y también tuvo votos en los sectores populares), cuando apela al sacrificio presente para alcanzar el bienestar futuro, recoge el apoyo en la cruzada de los que no se juegan nada vital en apoyar esas políticas: para los sectores populares no hay espacio para más ajuste, ni mayor lugar para privaciones.

De modo que un eventual gobierno de AF que tomara el consejo envenenado de Calvo se estaría suicidando no solo en términos económicos (profundizar el ajuste no hará sino profundizar el desastre), sino en términos políticos: estaría socavándose su propia base electoral, sin asegurarse el apoyo de otros sectores que le compensen la pérdida.  

Tuit relacionado:

sábado, 27 de julio de 2019

CONFIRMADO: EL PERONISMO ES COSA DE NEGROS

TWEETS POLÉMICOS

VALIOSÍSIMO APORTE


Las solicitadas de apoyo a los candidatos son un clásico de los tiempos electorales: un recurso que juega con la idea de que juntar firmas "famosas" o "de peso" en un texto público en favor de alguien, suma votos; por el prestigio, la fama o la popularidad del que firma.

En la tradición política argentina, aparecen con más frecuencia en las elecciones presidenciales, y sobre todo en aquellas que se perciben o definen como cruciales, por lo que está en juego: hay en la idea de juntar firmas algo así como un llamamiento a filas, para enrolarse en defensa de una causa en peligro o amenazada. 

El antiperonismo ha utilizado con frecuencia al recurso, cuando siente que la amenaza del regreso al poder de la bestia negra populista es real y concreta: en ese sentido las solicitadas suelen ser más demostrativas del miedo, que de la esperanza. Y la que firmaron esta semana 150 "personalidades" e "intelectuales" (ver la lista completa acá en Perfil) no fue la excepción, tanto que leemos en Infobae que se estarían organizando en una especie de "brigada" para salir a defender al gobierno en los medios y las redes sociales.

No estamos cuestionando acá el derecho de nadie a manifestar públicamente sus opiniones políticas (al contrario, esas prácticas maccartistas quedan para el macrismo, obsesionado con "identificar" gente que protesta), sino contextualizándolo: repasando la lista (en la que hay de todo como en botica) se puede ver que abundan los papagayos intelectuales (como diría Jauretche) sobrevalorados por el sistema de difusión de la cultura muy por encima de su real valer; gente muy pagada de sí misma que cree, por lo general, que su opinión es más importante que la de cualquiera del común, y que todos se desviven por saber lo que piensan, o como van a votar.

Por otro lado, la solicitada es un interesante muestrario de la decrepitud intelectual de la derecha argentina (porque eso son: derecha, y es bueno que lo asuman sin complejos), un un dato objetivo, que se puede comprobar. Para constatarlo, nada mejor que leer el texto de la solicitada (también disponible en la nota de Perfil). 

No basta con que haya allí una prolija omisión (hacerse los boludos, bah) de las consecuencias concretas que las políticas del gobierno del presidente cuya reelección propician están causando en el país y en la mayoría de su población, sino que hay algo más, y más grave aun: hay como mínimo una percepción distorsionada de la realidad (siendo benévolos); o la lisa, llana y deliberada intención de mentir, falsear y distorsionar la realidad.

Porque de otro modo no se puede afirmar (como se hace en la solicitada) que el macrismo ha fortalecido las instituciones, afianzado la división de los poderes y la independencia de la justicia, o asegurado el respeto por la libertad de expresión y la tolerancia por las expresiones disidentes: negar la existencia de presos políticos en el país, o de causas judiciales armadas contra opositores, despidos forzados de periodistas, apretadas a medios y a sus dueños (algunos de ellos, presos para poder quedarse con esos medios), apretadas públicas a jueces cuyos fallos disgustaron al presidente y al gobierno, y múltiples actos de corrupción ostensibles disfrazados eufemísticamente de "conflictos de intereses", no es tener una opinión distinta que debe ser respetada, ni adherir a un determinado estilo de gobierno: es convertirse lisa y llanamente en lo que han dicho combatir toda su vida, que es apologistas de un régimen pre democrático, como el macrismo.

Lo bueno de la solicitada es que ha quedado como testimonio para el futuro, para que nadie pueda hacerse el distraído, negando que la firmó o que los límites de su apoyo al macrismo fueron tergiversados o sacados de contexto: el texto no admite dudas, está allí para el que lo quiera leer.

Y mejor aun es tenemos un listado completo de gente cuyas opiniones sobre determinadas cuestiones (con las que suelen mortificarnos con el dedito alzado a nosotros cuando nos toca gobernar) en las que parece que les iba la vida, no habrá que tener nunca más en cuenta, ni tomar en serio.

O sea, como hasta ahora (al menos acá), y en una mirada más general, sobre cualquier cosa de la que opinen; ante lo cual a lo sumo habrá que recordarles "vos firmaste una solicitada apoyando la reelección del peor presidente de nuestra historia democrática". Tuit relacionado:

viernes, 26 de julio de 2019

ALBERTO FERNÁNDEZ EN SANTA FE


El candidato presidencial del Frente de Todos, Alberto Fernández, comenzó ayer su recorrida por distintas ciudades de Santa Fe, siempre acompañado por el gobernador electo Omar Perotti y los candidatos a diputados nacionales.

Pasó por Reconquista, Rafaela y Esperanza y hoy estuvo por nuestra ciudad capital.

En todas las localidades, no sólo estuvo con dirigentes empresariales y políticos, sino con la militancia de a pie, que se encuentra movilizada de la mejor manera para afrontar los últimos días de campaña y el propio comicio.

Acá en Santa Fe el acto central fue en ATE Casa España, y el lugar quedó chico para la concurrencia a la convocatoria. 

Afuera quedó gente siguiendo las alternativas por pantalla gigante, y Alberto, Perotti y los candidatos de la lista de diputados nacionales salieron a saludar a la militancia que esperaba en la calle, entre ellos nosotros.

En los dos discursos puso énfasis en la necesidad de poner de pie al país, superando la postración económica en la que el macrismo lo ha sumido, poniendo plata en el bolsillo de los jubilados y de los trabajadores; descalificando la visión de que ese consumo es el que genera la inflación; como por otra parte se puede comprobar muy fácilmente hoy, en que el consumo no deja de caer, mientras la inflación sigue subiendo.

Y finalizó alentando a generar en la gente la esperanza de que la solución a los problemas del país está cerca, y comienza el 11 de agosto acompañando ya en las PASO a la fórmula del "Frente de Todos". 

Vamos que falta poco, y les queda poco a estos ladris que nos gobiernan.