LA FRASE

"LA CRUELDAD DEL GOBIERNO CON LOS JUBILADOS ES INCALIFICABLE, LO ÚNICO QUE FALTA ES QUE LES DESCUENTEN EL 13 % DE LOS HABERES, O LOS REPRIMAN SI PROTESTAN." (PATRICIA BULLRICH)

martes, 17 de abril de 2012

ENGANCHÁTE PELADO (Y CANOSO)


Vemos en el Boletín Oficial de la provincia que Bonfatti (preocupado por estar en primera fila en todos los actos presidenciales) apoya el proyecto enviado por Cristina al Congreso para expropiar el 51 % de las acciones de YPF: bien por él, al igual que Giustiniani, que también se expidió en el mismo sentido.

Sobre Binner, todavía no se sabe, porque entre que tiene miedo que la paguen con la plata de los jubilados, y que Zapatero y el PSOE cierran filas con Rajoy para defender a Repsol (lo que le complica su presencia en la próxima cumbre de la Internacional Socialista), el hombre no sabe muy bien para donde agarrar.

Pero -y hablando de socialismo- no todas son rosas: Bonfatti apoya, pero hubiera querido que lo participaran de las discusiones previas a la decisión: ¿y a título de qué che, no eras de la oposición vos?

Aunque lo más soprendente de las declaraciones del gobernador es la parte subrayada de las imágenes: todavía no se concretó la expropiación, no se fueron los gallegos, el Estado no se hizo del control accionario de la empresa (aunque la intervino desde ayer), y el hombre ya quiere saber cuanta platita le va a tocar de las utilidades.

¿Y a título de qué che?

Cuando dice Bonfatti "hay provincias como la nuestra que procesan petróleo" habría que preguntarle que toma o fuma: porque la refinería de San Lorenzo (que a eso se refiere) pertenecía a la ex YPF estatal, fue transferida cuando la privatización, y el gobierno provincial nunca tuvo un pomo que ver con ella.

La comparación con la soja y el Fondo Federal Solidario creado por el Decreto 206/09 de Cristina es absurda. 

La soja no es un recurso natural estratégico de los que las provincias tienen el dominio originario de acuerdo al artículo 124 de la Constitución, y por el cual por ende perciban regalías (como pasa con el petróleo), u otorguen concesiones de explotación a empresas privadas: se explota en campos privados, por productores privados, que para colmo en Santa Fe no pagan casi nada de impuestos.

Y el FFS es una decisión discrecional del gobierno nacional, de coparticipar entre las provincias un 30 % del producido de los derechos de exportación (las retenciones) a la soja, recurso que constitucionalmente le corresponde al Estado nacional de acuerdo al artículo 4 de la Constitución.

Si Bonfatti quiere que Santa Fe participe de las eventuales utilidades futuras de YPF, que ponga la tutuca.

Algo que por ejemplo el socialismo nunca hizo con respecto a ENARSA, pese a ésta ley votada por la Legislatura en el 2008 (el proyecto originario lo había enviado Obeid):


O sea papi, todo bien con que apoyes la decisión de Cristina, pero si no pusiste 250.000 $ en cuatro años en ENARSA, ¿cómo vas a venir ahora reclamar alegremente participar de las utilidades de YPF?     

Pero guarda que Bonfatti no está solo, eh, lo acompaña Pino, que ayer apoyaba 100 %, pero hoy ya le está encontrando los pelos al huevo:


O sea, hay que incorporar a las provincias donde (dice) vive el 85 % de la población del país, y el 100 % de los votos de Proyecto Sur. 

¿Estará preparando otra abstención del Toni Riestra?

No hay comentarios: