LA FRASE

"NO TENGO NADA QUE VER CON EL HUMO QUE ESTÁ CUBRIENDO BUENA PARTE DEL PAÍS." (RICARDO CARUSO LOMBARDI)

martes, 18 de octubre de 2011

PARA QUE LE LLEGUE A TOMÁS ABRAHAM


La campaña electoral va llegando a su fin, y para los santafesinos en particular estuvo marcada por el protagonismo que quiso cobrar Binner, tratando de alcanzar el segundo puesto, a como dé lugar.

Para eso apeló a los más variados recursos (fundamentalmente del arsenal goriláceo, porque allí busca el hombre sus votos) pero haciendo hincapié en llorar todo el tiempo, por la presunta discriminación que padecen él, su gobierno y Santa Fe, por parte del gobierno nacional.

En ese cometido, todo valió: desde los vuelos de LAN a Perú, hasta el subsidio al transporte público, pasando por el déficit de la Caja de Jubilaciones o los planes Argentina Trabaja.

Y los lamentos de Binner rebotan: en el reportaje que ayer le hicieran Gustavo Castro y Diego Meloni a Tomás Abraham en Radio Nacional, cuando los muchacos le refutaban con datos sus afirmaciones, el tipo repetía como cantinela "eso a mí no me llega, yo leo los diarios".

Por ese motivo -y como es costumbre en este blog-, van algunos datitos para poner en perspectiva los lamentos herméticos, todos sacados de las propias cifras oficiales del gobierno de la provincia.

A ver si alguno se los hace llegar a Tomasito (Barricada: no podés poner esa foto):

Subsidios al transporte público de pasajeros:

En este rubro Binner, Ciancio, Lifschiz y todos los socialistas reclaman por la discriminación que padece Santa Fe, en relación al conurbano bonaerense.

Dejemos de lado que en la provincia de Buenos Aires vive el 40 % de la población total del país, que crece censo a censo -mientras en Santa Fe decae- y que utiliza intensivamente el transporte público en los partidos del conurbano; mientras nuestra provincia tiene un porcentaje de patentamiento de autos cero kilómetro y usados por arriba de la media nacional.

Hagamos lo mismo con el hecho de que la PBA cedió 10 puntos porcentuales de coparticipación federal en el acuerdo transitorio que dio origen a la Ley 23.548, y hoy sigue vigente.

Los números marcan que los fondos que el Estado nacional transfiere a la provincia de Santa Fe y sus municipios por vía del SISTAU (Sistema Integrado de Subsidios al Transporte Automotor) para compensar los mayores costos de prestación del servicio sin tener que aumentar el boleto eran 130 millones de pesos en el 2010 y fueron en constante crecimiento, pasando a 200 millones el año pasado, y serán 350 millones de pesos en el 2012.

Un incremento del 269,23 % en apenas dos años, que hizo pasar además la participación de los fondos nacionales del SISTAU en el Presupuesto de la provincia de Santa Fe del 0,65 % en el 2010, al 0,80 % este año y al 1,03 % en el 2012; o sea que poco más de uno de cada cien pesos que la provincia gastará el año que viene, son los fondos que aporta el Estado nacional para mantener las tarifas del transporte público de pasajeros.

Aportes para gastos de la AFIP

Hace unos días en esta entrada  contábamos el caso del juicio promovido por el gobierno de Binner contra la Nación por el aporte que Santa Fe hace (al igual que todas las provincias) al funcionamiento de la AFIP por el Decreto 1399/01.  

Decíamos allí que la actitud del socialismo era cínica, porque pretende que la AFIP le recaude los impuestos coparticipables, sin aportar para que lo haga, y comparábamos lo que aporta Santa Fe a esos fines, con lo que le cuesta recaudar sus propios impuestos a través de la API: por cada peso que gastará este año en mantener el organismo recaudador provincial, le ingresan a sus arcas $ 26,81 si se considera lo previsto en el presupuesto, o $ 30,29 si se tiene en cuenta lo que efectivamente viene recaudando a lo largo del año.

En el caso de la AFIP, la relación (es decir por cada peso aportado por Santa Fe al funcionamiento del ente recaudador nacional, cuanto le ingresa por coparticipación federal) era de uno a $ 77,46 si consideramos lo presupuestado, y uno a $ 83,90, si tomamos en cuenta lo efectivamente recaudado, casi el triple.

Pues bien,  con las cifras de los Presupuesto para el año 2012 (provincial y nacional) la cifra se elevará a $ 27,97 a 1 en el caso de la API (impuestos provinciales), y $ 90,22 a 1 en el de la AFIP (impuestos nacionales provenientes de la coparticipación federal); es decir más del triple.

Piso de coparticipación

Binner y su gobierno reclaman también  (sin llegar a juicio, porque saben que no tienen chance) porque supuestamente la Nación no cumpliría con el "piso" de coparticipación del 34 % del total de los recursos que establece la Ley 23.548, que -aunque no rige más- es sobrepasado año a año, si (como debe ser) sólo se cuentan los impuestos propiamente dichos, y no los derechos de exportación e importación (que corresponden al Tesoro nacional por la CN) y los recursos de la seguridad social (aportes personales y contribuciones patronales).

Pero ¿qué pasa mientras tanto en Santa Fe en la relación entre el gobierno provincial, los municipios y comunas?

Pasa que sobre un Presupuesto proyectado para el 2012 de más de 33.789 millones de pesos, la provincia transferirá a los municipios y comunas en concepto de coparticipación poco más de 2609 millones, es decir el 7,72 % (la quinta parte del "piso" que le reclama a la Nación).

Pero a su vez de ese total, casi 1522 millones de pesos (es decir el 58,31 %) corresponden a coparticipación a los municipios y comunas de los impuestos nacionales; o sea que seis de cada diez pesos que reciben los intentendentes y presidentes comunales santafesinos (de todos los colores políticos) por coparticipación, los envía el gobierno nacional.

Si nos remitimos exclusivamente a los impuestos provinciales, Santa Fe les coparticipará al conjunto de sus municipios y comunas  el año que viene el 14,36 % de lo ingresado, o sea menos de la mitad del "piso" que le reclama a la Nación.

Transferencias para obra pública

La provincia de Santa Fe tiene desde el año 2004 creado por la Ley 12.385 el Fondo de Obras Menores, que se conforma con el 1 % del Cálculo de Recursos de la Administración Central, en el presupuesto de cada año.

Por otro lado, al adherir al Fondo Federal Solidario (vulgarmente llamado Fondo Soja) creado por el DNU 206/09 de Cristina con el 30 % del producido de los derechos de exportación (retenciones) de las exportaciones de soja y sus derivados, se comprometió a transferir no menos del 30 % de lo que recibe, a los municipios y comunas.

El gobierno de Binner optó por el porcentaje menor de coparticipación a municipios y comunas del Fondo Soja (o sea el 30 %); pero aun así, los fondos que recibirán en forma automática por esa vía del gobierno nacional los intendentes y presidentes comunales santafesinos (reiteramos: con prescindencia de su color político)  serán más que los que les aporta la provincia vía el Fondo de Obras Menores.

Y bastante más, concretamente un 30,08 % más: $ 243.036.000 del Fondo Soja, contra $ 186.830.000 del de Obras Menores, que además ya no les llega automáticamente sino tras un engorroso trámite burocrático establecido por Binner mediante este decreto

Por no mencionar que el gobierno provincial retiene indebidamente más de 86 millones de pesos excedentes del Fondo Soja del año pasado, que debió distribuir entre los municipios y comunas previa discusión en la Legislatura, como lo estableció la Ley 13.066, norma que el gobierno de Binner jamás cumplió.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Lamentablemente, a Tomás Abraham esto no le puede llegar, porque a Tomás Abraham no le llega el agua al tanque.
El Colo

Anónimo dijo...

Colo, ud. siempre pone el comentario justo (VASO)

kumanero dijo...

lei casi todo y la verdad que las cifras me marearon un poco.
por supuesto que no dudo para nada de sus intenciones y ademas las comparto pero insisto que me parecio muy arido el texto y no del todo entendible , ojo es mi humilde opinion ,nada mas