LA FRASE

"QUIERO AGRADECER AL PUEBLO VENEZOLANO POR ESTE RESPALDO, QUE EVITÓ QUE NOS CONVIRTIÉRAMOS EN JUJUY." (NICOLÁS MADURO)

martes, 11 de agosto de 2015

PAPELONES: EL FRACASO DEL LULA ARGENTINO


Décadas fustigando "al bipartidismo que no expresa los verdaderos intereses de las mayorías populares".

Años "recorriendo el país con la Constituyente Social, para construir la herramienta electoral que exprese los verdaderos intereses del pueblo y de los trabajadores".

Elección tras elección amagando con presentarse, acariciando en secreto el sueño de convertirse en el Lula argentino, que llegaría al poder como consecuencia de una "larga marcha, luchando, creando poder popular".

Rechazando una tras otra posibilidad de construcción política, porque siempre tenía algún defectito, le faltaba algo, o no llegaba al grado de perfección aceptable para él.

Subiéndose a todo los bondis armados en estos años por el variopinto arco del progresismo vernáculo, para bajarse en la primera cuadra porque los asientos eran incómodos, o no le tocó del lado de la ventanilla.

Mirando al kirchnerismo primero con escepticismo y desconfianza (aunque hiciera muchas de las cosas que él propuso hacer por años), y luego pasado decididamente a la oposición, con la petulancia del que se las sabe todas.

Y desde la mesa de café de la revolución perfecta (esa que -como decía Jauretche-. hacen con escuadra y tiralíneas), pontificando junto con Lozano para criticar cada cosa que hizo el kirchnerismo, tanto con Néstor como con Cristina: que esto no, que esto había que hacerlo antes, que yo lo hubiera hecho mejor, de otro modo, que lo voto pero si le cambian ésta coma y dicen que la idea original era mía; y así.

Para terminar así, en una campaña electoral en la que lanzó la inverosímil consigna de hacer "un millón de chacras"; lo que supondría que en la Argentina millones de personas dejaran las ciudades para irse a vivir al campo: desde Pol Pot en Camboya que a nadie se le ocurría proponer algo semejante.

Pero el domingo le realidad lo forzó a darse un baño de humildad: 109.141 votos, apenas el 0,50 %; un pelito por encima de Yattah, el hombre que cerró su campaña en soledad. 

Ni los afiliados de ATE lo votaron, parece.

Y ni hablemos del "experto en todo" Lozano, que luego de su espectacular desempeño en la candidatura a Jefe de Gobierno porteño (un 1,42 % de votos, quedando fuera del piso legal para competir en la elección), obtuvo la friolera de 14.111 votos en la CABA como candidato a diputado con su "Instrumento Electoral Por La Unidad Popular", lista "Protagonismo y Participación".

Pavada de nombre le pusieron. Colosal, por decirlo en palabras del propio Lozano.

Como el fracaso electoral que protagonizaron. 

1 comentario:

Eli bastie@ hotmail.com dijo...

La verdad que buenisimo el comentario. Parece que nada les viene bien y la verdad que así no aportan nada.

Eli