LA FRASE

"RECHAZAMOS LAS DEPORTACIONES DEL GOBIERNO ARGENTINO A LOS ACTIVISTAS QUE IBAN A LA CUMBRE DE LA OMC; HAY QUE SER TOLERANTES CON LOS QUE PIENSAN DISTINTO, COMO NOSOTROS QUE RECIBIMOS SIN PROBLEMAS A LA DELEGACIÓN DEL SOCIALISMO SANTAFESINO." (DONALD TRUMP)

martes, 22 de septiembre de 2015

CREE EL LADRÓN QUE SON TODOS DE SU MISMA CONDICIÓN


Aviso antes de que sigan leyendo: nosotros no vamos a opinar respecto a cuál es la mejor traza posible para el futuro puente Santa Fe-Paraná, porque tenemos por costumbre no hablar al gas de aquéllos que no conocemos, y entendemos que del tema -como de todos- deben hablar los que saben; por aquéllo de "zapatero a tus zapatos".

El post es sobre otra cuestión, que es el modo en el que se discuten y definen en Santa Fe las políticas públicas, y el lugar que decide ocupar al respecto la política.

Bastó que se conociera el informe de la consultora contratada por Vialidad Nacional (que tiene que hacer la obra) sobre las tres posibles trazas del nuevo puente, para que el "círculo rojo" tocara pito, y se fueran alineando todos los soldaditos: vemos acá en el diario del "Loco Lindo" que se producirá la infaltable reunión de la "Mesa de las Entidades Productivas", o sea los "vivos de la fuerza" -por decirlo en términos de Perón- locales; a la que por supuesto asistirá Corral. Acá Simoniello también da el presente, no sea cosa que se olviden de él.

La "Mesa de Entidades Productivas" son una mezcla de viejos secos pero patricios y nuevos ricos al calor de los negocios con el Estado o que requieren de contactos en la política, que por caso pretenden que la obra del nuevo puerto sea íntegramente hecha con fondos públicos, para que una vez hecho el puerto lo manejen ellos como si fuera privado; a través del tristemente célebre "ente público no estatal" que tan buenos resultados (les) diera con la gestión de Vorobiof.

Una línea de cuestionamiento a las futuras trazas va por el lado de los inconvenientes hídricos, lo cual parece sumamente razonable, y sería oportuno que hablen al respecto los que saben: o sea, los ingenieros hídricos, cuya opinión -por ejemplo- fue olímpicamente ignorada a la hora de decidir el futuro emplazamiento del nuevo puerto de Santa Fe.

Y éste tema (el lugar en el que estaría el nuevo puerto) es la otra gran línea de cuestionamiento a las eventuales trazas del nuevo puente; línea que por éstas horas -y fruto justamente de la presión del "círculo rojo" santafesino- se viene imponiendo como la causa principal, por encima incluso del riesgo hídrico.

Lo que nos lleva a lo señalado al principio, es decir que opinen los que saben: si el problema con el nuevo puente y su traza es el lugar en el que estaría algún día (atento al notorio fracaso del proceso licitatorio convocado al efecto en varias oportunidades) el nuevo puerto de Santa Fe, lo que hay que discutir primero es eso; en lugar de considerarlo -como quiere el "círculo rojo"- un tema cerrado.

En tal sentido, nos permitimos recordar lo dicho acá en éste blog por la gente del CEAP (Centro de Estudios y Acción Popular), que basándose en la opinión de gente mucha más calificada que nosotros, concluía en que el llamado "puerto de la Bolsa de Comercio" era una alternativa inconveniente por "...las dificultades de acceso, escaso calado, poca amplitud y fuerte sedimentación que presentaba el llamado punto “G”, ubicado en un brazo secundario del río Paraná, a la altura del kilómetro 584 de la Hidrovía. El actual proyecto de puerto, lamentable herencia del neoliberalismo, costará entre tres y cuatro veces el valor que habría que invertirse en la ubicación original recomendada por la FICH..." (se refiere al informe de la Facultad de Ciencias Hídricas de la UNL en 1998, que aconsejaba localizarlo en las inmediaciones del Túnel Subfluvial). 

De allí que decíamos acá que lo más sano y transparente en ésta materia -dados los poderosos intereses en juego- era convocar a una audiencia pública en la que todos los santafesinos pudiéramos discutir ampliamente donde debe estar el nuevo puerto; y qué modelo de puerto preferimos. 

Dicho ésto, lo que tampoco vamos a bancar es que los principales beneficiarios del curro (perdón: "negocio") del nuevo puerto en su emplazamiento oportunamente aprobado vengan a dar lecciones de moral, predicando con la bragueta abierta.

Como por ejemplo el mismísimo Loco Lindo, que nos contaba ayer en su diario esto: "El vicepresidente 1° de la Bolsa de Comercio de Santa Fe, Dr. Gustavo Vittori, calificó como “inaceptable” y absurda” la decisión de Vialidad.

“Este es un proceso que empezó al revés. El Túnel Subfluvial se originó a través de un acuerdo de los gobernadores Carlos Sylvestre Begnis y Raúl Uranga que contemplaron intereses de ambas bandas del río Paraná. Aquí el proceso surge como consecuencia de la singular relación que tiene el Gobernador Urribarri (Entre Ríos) con la Presidencia de la Nación, por su adhesión absoluta a la política de Cristina Kirchner y, por lo tanto, él fue el gestor principal de este proyecto. La consultora ha sido incidida por los factores de poder de Entre Ríos”. Y citó como dato que “la traza 7 tiene nombre y apellido, su autor intelectual es Federik” (Guillermo, actual secretario de Planificación, Infraestructura y Servicios del municipio de Paraná).

Para Vittori, “lo curioso es que en un momento sumamente complejo para la economía del país se estén tomando las opciones más caras y no financiables”. Aunque “esto tiene una lógica”, disparó: “Cuánto más costosa es la obra las comisiones son mayores. Estas son las cuestiones inconfesables”." (las negritas son nuestras)

Que el impresentable de Víttori le termine echando la culpa de todo al gobierno nacional no es ninguna novedad: hace poco hizo lo mismo (sin animarse a poner la firma) respecto al enésimo fracaso de la licitación de "su" puerto (ver al respecto acá); como si él y el "círculo rojo" nada tuvieran que ver.

Lo que es llamativo es que el ladrón crea que son todos de su misma condición, y lance acusaciones de corrupción al voleo (al fin y al cabo es periodista, dueño de un diario y fue presidente de ADEPA, tal vez no se podía esperar algo distinto); amparándose en la circunstancia de que el kirchnerismo despenalizó las calumnias e injurias cometidas por la prensa.

Quizás ha "olvidado" que si hay alguien sospechado de negocios turbios en todos estos asuntos es él y sus socios en "El Litoral", por la compra de terrenos aledaños a lo que sería el nuevo emplazamiento del puerto -definido por la Bolsa de Comercio bajo su mandato, de allí que se lo llamara "punto Gustavo"-; y que cuando desde otros medios periodísticos (el diario Uno, concretamente, su competencia en la prensa gráfica local) se lo acusó, no tuvo mejor idea que llevar al secretario de redacción del diario a la justicia: ver al respecto acá

O que apretó públicamente por el diario en reiteradas oportunidades a los gobiernos de Binner y Bonfatti para que impulsaran la ley que le traspasaba al Estado provincial la deuda de 25 millones de dólares que era del ente portuario (manejado por el "círculo rojo"), para asegurarse de ese modo el pago de las indemnizaciones por las expropiaciones de los terrenos del nuevo puerto: nadie mejor que él (que fue presidente del ENAP y estuvo largo períodos como "veedor" en representación de la Bolsa de Comercio) sabía que el ente no tenía capacidad económica para afrontar esa deuda, porque lo fundieron.    

5 comentarios:

Leandro dijo...

Lo que me llamó la atención respecto del riesgo híbrido es que objetan dos trazas que pasarían río arriba de la ciudad porque generarían terraplenes que permitirían que se junte agua arriba de la ciudad, poniendo está en riesgo. Y objetan también la traza aguas abajo de la ciudad porque los terraplenes generarían retención de líquido que frenaria el drenaje. Ahora, la traza que ellos quieren, pasa justo justo a la mitad de las otras, es decir, tendría un mix de ambas objeciones. Entonces como esa no les preocupa? Si tienen pensada alguna forma de evitar ese riesgo para esa traza, lo que sea que propongan para ella, se puede aplicar a las otras, y la objeción desaparece. Entonces? Será sólo excusa?

Unknown dijo...

para evitar eso basta con tener un diario ....

Anónimo dijo...

Ya hay que empezar a organizar una colecta para el gordo Vittori y su socio Caputto. Porque el nuevo Puerto NO SE VA HACER EN EL PUNTO G, es decir en los terrenos del gordo y su socio,porque allí es tecnicamente inviable.

Hasta Bonfatti reculó por eso,pese a los grandes ofrecimientos que le hicieron Vittori y Cia, y eso que el pelado no le hace asco ni a las comisiones de Medina.Pero no se quiso inmolar para que el gran negocio lo hagan los "vivos de la fuerza".

Que el gordo siga participando, escribiendo en su pasquín como terapia.
Y que vayan pensando a quien le van donar esos terrenos. ¿O los destinarán a un nuevo paseo de la Constitución en un lugar donde no se tome agua de parado?
En breve,nota de Alaniz vinculando a Urribarri con Moyano y el negocio del transporte de camioneros.
El Colo.

Anónimo dijo...

Según tengo entendido Vittori no compro un puto terreno en el predio elegido para el nuevo puerto y fue él quien denunció a su socio nahuel caputto públicamente cuando se enteró que había comprado tierras antes de que se colgara de ese tema el muerto de hambre de pilo Monzón que no pudo probar ninguna de sus acusaciones y por eso se comió una querella por calumnias e injurias.
Ergo, los que hablan a boca de jarro para variar son ustedes, sin un puto elemento probatorio para respaldar sus acusaciones.
Vittori me nefrega, pero más me rompen las pelotas los que acusan a los demás de hablar sin autoridad y son los primeros en decir boludeces infundadas.
Slds
Raúl Correa

La Corriente Kirchnerista de Santa Fe dijo...

"Según tengo entendido..." una fuente irreprochable. Y claro, lo denunció tanto que pasaron 20 años y siguen siendo socios en El Litoral y AGL, y lo fueron todo este tiempo. Y lo de Pilo Monzón fue histórico, un periodista, dueño de un medio, miembro y en ocasiones presidente de ADEPA querellando a otro periodista por un artículo periodístico. Un titán de la libertad de expresión, tal como vos sos un luchador por la verdad, que con Víttori, nada que ver, por supuesto. Y la causa contra Monzón terminó por inexistencia de delito, porque -a lo mejor no lo sabés- la injuria cometida por medio de la prensa en asuntos de interés público fue eliminada del Código Penal en el 2010, por éste gobierno. Pero claro, los que hablamos boludeces infundadas somos nosotros, q