LA FRASE

"LOS JUGADORES PODEMOS ESTAR UN AÑO SIN COBRAR, Y SI HICIMOS NEGOCIOS CON PARQUES EÓLICOS, HASTA DOS." (CARLOS TÉVEZ)

miércoles, 6 de septiembre de 2017

AUNQUE SEA POR INÚTIL ÉCHENLA


Se llenaron plazas en todo el país pidiendo la renuncia de Patricia Bulrich por la desaparición forzada de Santiago Maldonado, y nada: Macri la sostiene -por ahora- con la misma determinación con la que la propia Bullrich defendió a la Gendarmería. Por lo menos hasta ahora.

Pero si no la quieren rajar por su actuación en el caso Maldonado, deberían considerar la posibilidad de hacerlo por manifiestamente inútil, al menos si juzgamos por la forma en la que ejecuta el presupuesto del ministerio a su cargo.

En el cuadro de apertura del post pueden ver precisamente el grado de ejecución del presupuesto de cada uno de los programas a cargo del Ministerio de Seguridad al 5 de septiembre, es decir transcurrido casi el 68 % del total del ejercicio.

Como pueden ver, la ejecución es paupérrima, con un promedio general del 27,65 %, y muchos programas que están incluso por debajo de esa cifra: ver si no los referidos a la política de seguridad en el fútbol, la coordinación de la seguridad en la fronteras, la “emergencia en seguridad pública” que Macri decretó al inicio de su gobierno y luego renovó y el fondo de recompensas para los que aporten datos de interés en causas judiciales, o sobre personas desaparecidas.

Como Santiago Maldonado, del cual el gobierno acaba de decir que duplicará la recompensa ofrecida por datos sobre su paradero.

Pensemos también en el abundante humo esparcido por Bullrich con sus “listados de barra bravas” impedidos de ingresar a las canchas, o los grandilocuentes planes anunciado para evitar “que las fronteras sean un colador".

Otras cifras de avance de los programas son igualmente mediocres, aunque estén por encima del bajísimo promedio del ministerio en su conjunto: así sucede con todo lo vinculado a la tecnología, equipamiento y logística de la seguridad (pese a que la “emergencia” le permite contratar en forma directa y secreta, sin licitar ni publicar), las investigaciones sobre el crimen organizado (en un gobierno que dice “combatir a las magias”) y las políticas de lucha contra el narcotráfico; en la gestión de un gobierno que se jacta del nivel de secuestro de drogas, o que sostiene que los que atacan a Bullrich están bancados por los cárteles de la droga.

En un gobierno de CEO’S (gente especializada en teoría en conseguir el uso eficiente de los recursos) donde impera la “meritocracia”, estas solas cifras bastarían para que a alguien como Patricia Bullrich le hubieran dado una patada en el culo, hace rato.

Y encima hace cáscara con el secuestro de televisores, justo cuando jugaba la selección:


2 comentarios:

Anónimo dijo...

¿? subejecutar los presupestos es el modus operandi del pro

Anónimo dijo...

¿El LCD como se toma? ¿Intravenoso? ¿Se mastica?