LA FRASE

"ROBERT DE NIRO QUISO CENAR CONMIGO PARA CONOCER MI HISTORIA Y LA DE MI FAMILIA, PORQUE ESTÁ BUSCANDO MATERIAL PARA UNA NUEVA PELÍCULA DE MAFIOSOS." (MAURICIO MACRI)

martes, 27 de junio de 2017

MAJUL, EL LACLAU DE LA SALADA


(*)
De todas las prácticas de la política argentina, el cierre de listas de candidatos es una de las que acumula más actitudes miserables y perversas. (¿En serio Luis, peor que el fraude electoral o el recorte de pensiones a discapacitados?) Desde la estratagema de Cristina Fernández, (“Estratagema”, claro, porque el plazo es para que la presentara el primer día) quien esperó hasta último momento para anunciar su candidatura, (Como Massa, que esperó a que ella la anunciara) hasta la retahíla de ruegos y amenazas para obtener las mejores posiciones en todas las agrupaciones y en todos los distritos. (Tremendo Luis, que fea es la política. Por suerte vos hacés periodismo de chimentos) Por eso, entre otras cosas, el presidente Mauricio Macri decidió permanecer al margen de los detalles. (Claro, él siempre se mantiene al margen de las cosas ríspidas, como cuando lo hacía espiar por otro al cuñado, o figuraba en empresas truchas de Panamá pero en realidad no iba nunca para allá)
Apenas se le adjudican dos decisiones inamovibles: (Claro, del resto siempre se puede arrepentir y “volver todo a fojas cero”) la inclusión de Fernando Iglesias en el tercer lugar de la lista de diputados nacionales por la ciudad de Buenos Aires (Un 50 % de mocos sobre dos decisiones, no es una buena estadística) y la negativa al pedido de Facundo Manes de encabezar la lista de candidatos a diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires. (Cuando le explicaron que el tipo era especialista en el cerebro humano preguntó quien lo había dejado entrar al PRO, y lo bochó) De Iglesias piensa que es uno de los mejores "gladiadores" de los medios contra el populismo. (Lo importante es que reconozca que es “de los medios”. De paso es uno de los pelotudos más enormes de la Argentina, pero considerando que te usa a vos como vocero, la decisión no sorprende) De Manes, que tiene demasiado ego para integrarse a una organización donde se trabajaría en equipo, (¿Por qué el potencial Luis, ya no están tan seguro de que sean “el mejor equipo de los últimos 50 años”?) como la de Cambiemos.
El Presidente, por supuesto, cree que las próximas elecciones son cruciales. (Un estadista está hasta en los pequeños detalles, Luis, deberías saberlo) Presupone que Cambiemos va a ganar en todo el país y también en la provincia de Buenos Aires. (También presuponía que lo más fácil de su gobierno iba a ser bajar la inflación, que lloverían las inversiones y que la economía crecería en el segundo semestre. Las famosas presupositorios: se las tuvo que colar a todas por el ojete) Calcula que no será un triunfo aplastante. "Si ganamos por dos, tres o cuatro puntos también va a estar muy bien", se atajó, (De la revolución de la alegría a la revolución del optimismo) en una reunión reducida, en Olivos, durante la semana que pasó. (Te invitaron al círculo íntimo, Luis, llegaste) Supone que con la victoria matará a varios pájaros de un solo tiro. Primero, a Cristina Fernández, (Porque cante todo si de metáforas homicidas se trata, el blanco prioritario es Cristina, Porque no a la violencia de género simbólica y coso) porque ahora la candidata será ella y no "el proyecto". (Claro, como en el 2005, 2007 y 2011, cuando Macri corrió) Segundo, a Sergio Massa, porque aspira a que obtenga menos de 20 puntos, (Decíle que ya lo estaría logrando) lo que, según el oficialismo, reduciría sus chances de presentarse como un fuerte candidato a presidente en 2019. (Una digresión Luis: ¿cuándo arrancamos con algo relacionado al título de la nota?)
Y tercero, porque en el resto del país, la mayoría de los candidatos a diputados nacionales y algunos candidatos a senadores nacionales fueron elegidos por los gobernadores y sus aliados, y no por la ex presidente y sus incondicionales de La Cámpora. (O sea, son más fáciles de apretar/comprar elija lo que más le guste) "Ahora sí vamos a lograr los acuerdos que necesitamos en el Congreso para avanzar en las reformas que proponemos", piensa. (Claro, porque en éste año y medio Pichetto, Massa y Bossio no hicieron más que ponerle palos en la rueda, y no le votaron nada)  Macri, con los resultados en la mano, espera lograr lo que no pudo hasta ahora. (Cagarnos más a fondo, digamos) En su agenda de prioridades figura: la baja del déficit fiscal, (Ajuste de las jubilaciones, pensiones, AUH, tarifazos, raje de empleados públicos. Digamos todo) la modernización de los convenios colectivos de trabajo, (Para que todos sean como el de Mc Donald´s: flexibilización, negreo, recorte de derechos, su ruta) una profunda reforma tributaria para bajar los impuestos (A los más ricos, como lo vino haciendo desde que asumió) sin afectar las cuentas del Estado, (Habrá descubierto entonces la cuadratura del círculo, que escapó a todos los gobiernos anteriores) el desplazamiento de Alejandra Gils Carbó y de todos los jueces federales a los que el Gobierno tiene en la mira. (O sea, los que lo investigan a él y sus funcionarios, ¿O sea que van por todo, eso no era con Cristina y la Cámpora, Luis?)
El camarista Eduardo Freiler y los jueces Rodolfo Canicoba Corral y Daniel Rafecas son los nombres más rutilantes, (avísale que Rafecas acaba de archivar la causa del memorándum con Qatar para fugar guita de la ANSES a un paraíso fiscal, por ahí cambia de opinión. Igual ¿no te parece que si de impresentables hablamos habría que considerar la posibilidad de incluirlo a Bonadío, ponéle? Si no se nota muchbo) pero el Presidente no confía en casi ningún magistrado. (Ah, lo de “casi” era para dejar a salvo a Bonadío, entendimos) Macri espera que los senadores Miguel Pichetto y José Urtubey ocupen sus lugares en el Consejo de la Magistratura para desplazar a los consejeros incondicionales de Cristina. (¿Sos conciente de que los estás carbonizando, no, Luis? Igual, te comentamos que Urtubey maneja la comisión de acuerdos, que capaz que algo tiene que ver) "Después de octubre, todo será más fácil para nosotros", imagina el Presidente. (Claro, por incluso yéndole mal en las elecciones puede irse a la mierda, y que se arregle el que siga) Quizá peca de exceso de optimismo. (Epa ¿flaquea el tuyo, Luis?) O tal vez le cueste ponerse en el lugar de los candidatos más rutilantes. Para la ex presidenta, por ejemplo, su propia candidatura no fue una opción. Es la única salida que le queda para evitar la cárcel. Las causas judiciales que hay en su contra tienen tanta prueba y tanta evidencia, (Ajá ¿cuál Luis? ¿no deberías ampliar un poco la data acá?) que no hay manera de evitar la consecuente condena y la posterior detención. (Que la venís prometiendo hace un año y medio con el rótulo de “inminente”) Por eso apuesta al desgaste del gobierno, el fracaso de la política económica (Hasta acá viene ganando la apuesta, te comento) y la obtención de la mayor cantidad de votos. (Que jodida esta Cristina, presentarse a elecciones aspirando a sacar la mayor cantidad posible de votos. Con gente así este país nunca va a salir adelante) Si gana, se transformará de manera automática a (“en” sería Luis) candidata a Presidenta en 2019. Pero si pierde por poco, también saldrá a decir que es la mejor opción contra el ajuste, el hambre y la pobreza. Massa también se juega parte de su carrera política en esta elección. (“Parte”, claro, como si perdiendo le quedara algo)
A la vuelta del último viaje a Davos, cuando el Presidente lo invitó y le habló como si fueran amigos, el ex intendente de Tigre parecía que iba a mantener un apoyo crítico a la nueva administración. (Exacto, y llegó y pasó directamente al apoyo, sin críticas) Macri, quien entonces le sugirió que lo mejor que podía hacer es esperar su turno para competir por la presidencia en 2023, (O sea, lo mandó a la mierda, digamos) pensó por un momento que iba a tener a Massa de aliado. (Un momento, de unos 18 meses, digamos, a juzgar por lo que vino pasando en el Congreso) Pero ahora piensa que el crecimiento del espacio 1País es "lo peor" que le puede pasar a la Argentina. (Pero cómo ¿lo peor no era el retorno del kirchnerismo?) ¿Qué pasó en el medio? Cerca del Presidente sostienen que Massa no es confiable. Ni capaz de sostener un acuerdo "por más de una semana". (Claro, por eso nunca negociaron con él. Ah, no, pará...) El gabinete económico considera que, por ejemplo, su propuesta de bajar el IVA de algunos alimentos de la canasta básica es demagógico e impracticable. (Pero claaa, no vas a comparar con prometer la pobreza cero. Lo raro es que es el mismo gabinete económico que propuso devolverles el IVA a las compras de los jubilados, prometiendo que era un cañonazo de consumo)
Y el presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, le terminó de perder la confianza cuando utilizó el aumento de la dieta de los legisladores "para hacer campaña con medias verdades". (Claro, le reclamaba copyright: eso ya estaba registrado por el PRO, de cara al balotaje) Por eso el jefe del bloque del PRO, Nicolás Massot, se encargó de difundir que Massa había cambiado medio millón de pesos en pasajes que no había utilizado. (Que alma de ortivas tienen) Cada tanto, cuando lo agobian los problemas, (O sea, cuando no le chupan un huevo, como es habitual) el Presidente explica que la Argentina sería mucho mejor si se pudiera mandar a la luna a "las 582 personas" que, según él, forman parte de un "sistema perverso" que defiende sus intereses particulares y no la mejora del país. (¿Hablamos del gabinete, Luis? Digo, porque de lo contrario tanta precisión numérica haría pensar en una lista de objetivos a eliminar, cuidadosamente elaborada. Onda dictadura, digamos) Incluye a empresarios, sindicalistas, fiscales, jueces y por supuesto, dirigentes políticos. (¿Ningún periodista o dueño de medios, Luis? Debe ser casualidad)
El problema es que no se hace política con lo que se desea sino con lo que hay. (Claro, por eso te usan a vos como vocero: es lo que se puede conseguir con 24 palos de pauta. Por duro que parezca, los más grossos son aun más caros) "Mirá lo que pasó con La Salada. (Que es como Panamá, pero acá y más barato) Estaban metidos todos. Desde el municipio hasta el gobierno nacional", (Es verdad, incluyendo éste. Sobre todo éste) le oyeron decir el jueves pasado, a última hora de la tarde, en la Quinta de Olivos. (¿Lo están escuchando, Luis? Que feo ¿Lo sabe Carrió, le pidió un informe a Arribas?) No es casual que La Salada sea el centro de venta ilegal más grande de América Latina. (¿Más que la Bolsa, Luis, está chequeado esto?) Es, por supuesto, una metáfora de la Argentina como país. (Ah, todos tenemos un Santiago Kovadloff es un rincón del corazón. O sea, un pelotudo que todo el tiempo metaforiza a la Argentina en algo)
(*) Las negritas son nuestras, el original acá.

5 comentarios:

Anónimo dijo...

Pero que tipo pelotudoooooo!

guillermo p dijo...

Compañeros, su blog es uno de los más informados y elegantes de la bgsfra K.
(Aclaro que hay varios)
Pero como crítica, parecen tener una fijación con el enano.
¡No gasten más pólvora en chimangos!.

Un abrazo.

guillermo p dijo...

Agrego, Manes es un divulgador, un médico bien formado y casi un charlatán.
Y si no me creen pregunten en el FLENI.

Abrazos

Marcelo J. Tull dijo...

guillermo p: ojalá no te hagan caso.- Una de las cosas que más me gusta es el desgrane y verdadera interpretación de los artículos de este enano malnacido.- Todavía recuerdo cuando V. H. Morales lo desnudó (no literalmente, of course) y basureó en público cuando aquel presentó uno de sus libritos pedorros de pseudo "investigación periodística potencial": lleno de habría, podría, sería, fuentes cercanas dicen y otras payasadas.- Que lo muestren como verdaderamente es y lo basureen como corresponde, es de lo mejor.-

ram dijo...

Pobre Laclau, fueron muy crueles con él, en la Salada el valor de luisito, cuando mucho, es como una bombacha barata..... y el "intelecto", menos...