LA FRASE

"ESTAMOS A FAVOR DEL VOTO ELECTRÓNICO PORQUE ES PREFERIBLE QUE EL ESCRUTINIO YA VENGA HECHO POR UNA MÁQUINA, ANTES QUE TENER A UN MONTÓN DE EMPLEADOS PÚBLICOS COBRANDO HORAS EXTRAS POR MIRAR UNA PANTALLA SIN HACER NADA." (ADRIÁN PÉREZ)

jueves, 3 de agosto de 2017

UN PROTAGONISTA REPETIDO


Por A.C.

Más allá de su avaricia, de utilizar al Estado como herramienta para beneficio de sus negocios personales y los de sus socios, los integrantes del gobierno macrista deberían considerar en algún momento, que las variables económicas de un Estado son un tanto más complejas que la binaria lógica empresaria de reducir costos y maximizar ganancias.

Si a ésta lógica binaria se le suma una vetusta concepción monetarista mal entendida y peor aplicada, los resultados no pueden ser otros que los que están a la vista, con un derrumbe económico que solo en el año 2016 se tradujo en una  estrepitosa caída del PBI superior al 3%. En solo un año. Y con un 2017 en la misma dirección descendente, en donde el único “brote verde” que se aprecia, es la escalada imparable en el precio del dólar.

Cuando el dólar llegó a los $18, el presidente del Banco Central debió salir a vender más de 300 millones de dólares en una sola jornada para contener el precio de la moneda estadounidense. Pese al discurso de museo que repite desde hace años el Sr.Sturzenegger sobre la no intervención en el mercado cambiario, tuvo que guardar sus planteos infantiles y recurrir a la intervención tan denostada, porque de lo contrario, sin esos 300 millones, el  viernes 28 de julio el dólar hubiera superado los $19.

Pero el incendio verde que debió salir a apagar Sturzenegger, está originado en gran parte en las medidas que él mismo implementa desde el Banco Central . La compulsiva emisión de Lebacs efectuada por Sturzenegger, con un demencial volumen que hoy supera los 900.000 millones de pesos, produce que en cada vencimiento de éstas letras deba ofrecer intereses astronómicos -hoy ya impagables- para que los tenedores renueven el plazo.

Los que no renuevan van al dólar y Sturzenegger tiene que salir a vender divisas para parar la corrida, más allá de sus planteos teóricos que la realidad derrumba. Es llamativo que Sturzenegger se viera sorprendido por la cotización del dólar durante el mes de Julio, porque le hubiera bastado mirar la cotización del dólar futuro para evitar la sorpresa. En la proyección del valor a futuro, lógicamente se estima el porcentaje de tenedores que no renovarán las Lebacs en cada vencimiento, y era un secreto a voces en el mercado que por ejemplo, un fondo español volcado a Lebacs no renovaría su fuerte posición en el vencimiento de Julio. Esto efectivamente ocurrió, provocando una expansión monetaria de más de 81.000 millones de pesos, y  no era muy difícil anticipar adonde se destinaría ese gran volumen de pesos.

Pero posiblemente, en su fundamentalismo, Sturzenegger estaba esperanzado en que el propio mercado sostuviera el precio, por ejemplo a través de importantes liquidaciones de las grandes exportadoras cerealeras. O quizás creyó en la promesa que le hicieron algunos bancos, que desarmarían cartera en dólares y se pasarían a inversiones en pesos disminuyendo la presión cambiaria. Una ingenuidad del presidente del Banco Central.

Las exportadoras solo dejan pasar los días esperando el aumento de la cotización del dólar, incrementado así sus ya extraordinarias ganancias, y los bancos, dolarizan cartera para licuar pasivos.  ¿Por qué espera favores Sturzenegger? El mercado solo tiene un compromiso, y es con las ganancias.

La economía no funciona en base a simpatías o convicciones mesiánicas. Si la propia autoridad monetaria desde hace más de un año y medio, agrede sistematicamente a su propia moneda, generando una permanente devaluación del peso y emitiendo deuda descontroladamente, es inevitable que los excedentes de cualquier actividad busquen refugio en otras divisas.

Los reiterados desaciertos de la gestión Sturzenegger, han provocado además de consecuencias económicas desastrosas,, que desde el sector Frigerio le hagan llegar un repetido mensaje: Pegá una Sturzenegger.  Frigerio ofreció en el inicio de la gestión Macri un candidato para el Banco Central, pero Macri se decidió por su amigo, ya que tenía un brillante antecedente en la gestión pública: fue Secretario de Política Económica durante la inolvidable gestión De la Rúa. Corralito, Megacanje y explosión de la economía. Por su gestión, Sturzenegger fué procesado penalmente a causa de las grandes comisiones cobradas en el Megacanje de deuda, del que participaron bancos para los que él prestaba servicios hasta antes de asumir como Secretario.

Como un recuerdo de ese pasado que tuvo a Sturzenegger como principal protagonista, en estos días aparecieron en algunos bancos carteles que anunciaban que no se vendía moneda extranjera “hasta nuevo aviso”, mientras versiones en el mercado sostienen que en el Banco Central se estaría evaluando emitir para el mes de Octubre, un bono que se impondría obligatoriamente a aquellos tenedores de Lebacs que decidieran no renovar las letras.

La versión del bono podría haber sido lanzada desde el propio Banco Central, buscando así disminuir el interés de las Lebacs en el mercado secundario, interés que se toma de referencia en cada vencimiento de las letras, y estando próxima la renovación que vence en el mes de Agosto,  se buscaría así disminuir el astronómico interés del 26,50% que el Banco Central tuvo que otorgar a los tenedores en el vencimiento de Julio. ¿Acertará una Sturzenegger y conseguirá bajar los intereses ?

Pero la posibilidad de un bono obligatorio es un arma de doble filo, porque también puede espantar a los tenedores y producir una masiva no renovación de las letras. Si se produjera una salida importante de los tenedores de Lebacs, que representen 100.000  o 150.000 millones de pesos, esa masa de dinero volcada al dólar produciría estragos subiendo aún más su ya alta cotización, con el inevitable traslado a los precios internos en ésta economía dolarizada por las medidas del gobierno macrista, como la quita de retenciones y la liberalización del tipo de cambio.

3 comentarios:

guillermo p dijo...

Humildemente (demasiado nivel para mí este blog)

Para seguir con la jerga económica, la lógica de la administración del Estado es también binaria: Costo Social/Beneficio Social lo que implica doctrina e ideología mediante, identificar "externalidades.

La economía puede funcionar en base a simpatías o convicciones "mesiánicas", a menos que compartamos un fundamentalismo de mercado.
Simpatías, convicciones, voluntad, POLÍTICA ¿acaso no se solapan?.

"...Sturzenegger fué procesado penalmente a causa de las grandes comisiones cobradas en el Megacanje de deuda..." y lo desprocesaron porque dejaron prescribir la Causa.

Nunca menos y abrazos.

Diego dijo...

El viernes fue 28 de julio.
Muy buen post.

Anónimo dijo...

Se viene el agua.