LA FRASE

"DONALD, SOY EL NÚMERO UNO, DONALD, CUANDO PUEDA TE VACUNO." (VLADIMIR PUTIN)

jueves, 29 de diciembre de 2011

NEGOCIO REDONDO


Vemos en el Boletín Oficial de la provincia que la concesionaria de la autopista Santa Fe-Rosario hace un balance de su gestión, al cumplirse un año de que Binner le adjudicara la concesión mediante este decreto; y tras seis meses de una controvertida adjudicación directa dispuesta por este otro decreto.

Concesionaria que es una Unión Transitoria de Empresas (UTE) conformada por varias empresas muy afines al socialismo, frecuentemente beneficiadas con obras públicas durante la gestión de Hermes; como se puntualizó acá.

Después de exponer las cifras que dicen haber invertido en reparar la calzada de la autopista (juzguen su veracidad los lectores que circulan por allí), ARSSA tira más datos sobre la cantidad de vehículos que transitan por el corredor, muy interesantes:


De acuerdo con esas cifras, en el año que ARSSA lleva a cargo de la concesión, habrían pasado por la autopista 17 millones de vehículos; de los que el 70 % (11,9 millones) serían de tránsito liviano, y el 30 % restante (5,1 millones de unidades) del tránsito pesado, es decir camiones y colectivos.

Como cada vehículo que corresponde a la categoría de tránsito liviano paga $ 6 por el peaje, y los del tránsito pesado oscilan entre los $ 12 y los $ 30 (con categorías intermedias que abonan 18 y 24 $ respectivamente), eso implica que en el año que viene administrando la concesión, ARSSA habría recaudado 71,4 millones de pesos por la primera categoría, y otros 107,1 millones por la segunda.

O lo que es lo mismo, un total de 178,5 millones de pesos en todo el año; siempre y cuando no se considere que esa cifra debe duplicarse (llegando así a 357 millones de pesos); porque si los vehículos recorren todo el corredor, deben abonar al menos dos peajes.

Lo que implica que en la versión amable (sin duplicar la cifra) a ARSSA le quedarían unos 143,5 millones de pesos (descontados los 35 que dice que invirtió en arreglos) para hacer frente a todos sus gastos (equipos, sueldos, gastos de funcionamiento); y luego obtener su ganancia.

Mientras que en la versión probablemente más certera, le quedarían unos 322 millones de pesos para lo mismo; lo que deja a las claras que (cualquiera sea la versión que se adopte) la concesión es un negocio redondo.

1 comentario:

Anónimo dijo...

Muy buenos y clarificadores los números.Era eso que uno intuye pero que no podía corroborar.
Como automovilista que viaja frecuentemente a Rosario por autopista siento (con mucha bronca) que estoy pagando 24 pesos, en "un bono de contribución al socialismo santafesino". Encima me tengo que comer la inscripcion en las barreras: "PEAJE SIN SUBSIDIO NACIONAL".
Saludos Jorge