LA FRASE

"LOS JUGADORES PODEMOS ESTAR UN AÑO SIN COBRAR, Y SI HICIMOS NEGOCIOS CON PARQUES EÓLICOS, HASTA DOS." (CARLOS TÉVEZ)

jueves, 19 de mayo de 2011

A VOS NO TE VA TAN MAL, GORDITO


El Ministro de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente del gobierno de Binner, Antonio Ciancio, es una de las figuras más cuestionadas del gabinete provincial.

Desde las polémicas por los aumentos de tarifas de la EPE y ASSA -justificados en la necesidad de ejecutar obras que nunca se hacen-, hasta los cortes de luz, los caños rotos y la falta de agua, la polémica concesión de la autopista Santa Fe-Rosario y la morosidad en la construcción de los acuecuctos, su gestión está atravesada por las críticas.

Y justamente hablando de acueductos, vemos aquí que el inicio (¡por fin, el socialismo vuelve a la lucha armada!: parece que se decidió a empezar a poner algunos caños) de las obras del Acueducto Norte I viene complicado por impugnaciones y sospechas que recaen sobre el consorcio adjudicatario. 

Y acá en La Política On Line el hecho toma dimensión nacional, aun cuando acá en la provincia muchos medios cómplices -que comen de la pauta oficial que reparte la chequera de Galassi- se hagan bien los boludos y no hablen del asunto.

Como es su costumbre, el gordito no se arredra y contraataca, acusando a las empresas impugnantes por sus presuntas fallas a la hora de construir el Acueducto Centro Oeste. Claro, que se rompa un caño es algo que parece que a él, nunca le sucedió.

El caso es que parece que le erró al viscachazo, porque de las empresas impugnantes una sóla (Supercemento) intervino en la construcción del Acueducto Centro Oeste, que lo hizo la nación y lo inauguró Cristina. Y tampoco parece que Supercemento sea una empresa taaaan mala para el gobierno socialista, como se desprendería de los dichos de Ciancio para justificar su exclusión en la licitación del acueducto.

Y decimos eso porque en su momento el mismo gobierno de Binner (y el mismo Ciancio) le adjudicaron en forma directa y sin licitación la concesión de la autopista Santa Fe-Rosario, trámite que levantó en su momento una polvareda considerable.

Pero la queja del consorcio que queda afuera, no nos debe hacer perder de vista que es porque hay otro que queda adentro, y que éste está conformado -entre otras empresas- por Pecam S.A., una vieja conocida (y amiga, al parecer) del gobierno socialista.

¿Conocida de dónde, dirán ustedes?


Y los muchachos de Del Sol S.R.L. (otro de los integrantes de la UTE que construiría del acueducto) no se quedan atrás: se anotaron en otra obra de desagües en Rosario (de paso: ¿acá en Santa Fe está todo bien en ese rubro, que no ligamos nada?), la iluminación exterior de la Casa de Gobierno, un hogar de ancianos, una escuela (atenti, un hecho histórico, debe ser una de las pocas que hicieron desde el 2007), y hasta las cloacas de la cárcel de Rosario.

Y bueno che, ¿de qué se quejan, o acaso ustedes cuando tienen que hacer una reforma en su casa no llaman a gente conocida, que saben como trabaja?

¿Dentro de unos años le dirán a Ciancio "a vos no te fue tan mal gordito"?

No hay comentarios: