LA FRASE

"ES FALSO QUE YO HAYA ACOSADO SEXUALMENTE A UNA FUTBOLISTA, LO ÚNICO QUE HICE DURANTE TODA MI GESTIÓN AL FRENTE DE LA FIFA FUE APOYAR PERMANENTEMENTE AL FÚTBOL FEMENINO." (JOSEPH BLATTER)

viernes, 20 de octubre de 2017

MERCADO NO TAN LIBRE


Marcos Galperín, el creador de Mercado Libre, es una de las estrellas del momento: desde que Macri lo puso como el ejemplo a seguir para el empresariado, hasta que fue una de los grandes protagonistas del coloquio de IDEA en Mar del Plata, abogando por la flexibilización laboral junto con Paolo Rocca, el CEO del grupo Techint.

Como vemos acá este paladín del libre mercado pide -lisa y llanamente- imitar la reforma laboral brasileña, y dejar de lado toda regulación del mercado del trabajo, o en todo caso: regularlo exclusivamente a favor de los empresarios.

Pero navegando en el mar, hasta al tiburón más pintado le puede surgir un depredador que lo amenace. Y si no leamos lo que dice acá Burgueño en Ambito Financiero (las negritas son siempre nuestras):

Mercado Libre se acerca a un momento de definición histórica en su evolución que involucrará a su ideología. La empresa de Marcos Galperin, surgida al amparo de la "Nueva Economía" y con la premisa de alejarse de todo lo que huela a pasado prebendario de los privados en el país, deberá tomar una decisión: si acepta o no la ayuda del Estado. Si la respuesta fuera esta última, su propia supervivencia estaría en riesgo ante la situación inminente de tener que competir contra un enemigo, a priori, imposible de vencer.(Bueno, pero seguramente se las bancará con confianza ciega en sus propias posibilidades porque es un creyente en la libertad del mercado, sin la ingerencia estatal. ¿O no?)

Si acepta la ayuda del macrismo, habrá ingresado de plano al listado de compañías de las que siempre abjuró: la protección estatal a cambio, incluso, de un costo fiscal.(Pero a cambio tendrá el asesoramiento del macrismo en esa materia, en la que hace más de 40 años que son expertos, sea que el “costo fiscal” se exprese en subsidios, en sobreprecios o en coimas que hay que pagar para lograr regulaciones favorables, o contratos con el Estado)

Además Mercado Libre deberá enfrentar a la decisión próxima del Banco Central de la República Argentina, que tendrá que impulsar las regulaciones correspondientes al otorgamiento de los servicios financieros de las Fintech, donde la compañía de Galperin tiene al principal exponente del sector, Mercado Crédito. En este caso la pelea es por el reclamo a la entidad financiera rectora de impulsar regulaciones proteccionistas particulares para el sector, en desmedro del resto del sistema financiero tradicional.(Ah mirá vos, el liberal tiene que irle a pedir la escupidera al Estado para que regule su negocio, pero a favor suyo)

El desembarco de Amazon en la Argentina es un hecho. La semana pasada se confirmó que la empresa comenzará a comercializar en Brasil productos de toda la gama, incluyendo electrónicos, de entretenimiento, juguetes y bienes muebles de fácil traslado y transporte; lo que determinaría un fuerte golpe para Mercado Libre, ya que sostiene el 60% de su comercio en ese mercado. La sola noticia provocó una caída de más de 15% en las acciones de la empresa en Wall Street.(Una pena por los boludos que creyeron en lo del “libre mercado”, los “unicornios” y las “empresas del futuro” y compraron acciones. Aunque seguro más de uno las cambió por las de Amazon. Igual, que cosa de locos "el mercado": cuando se aplican las reglas que reclama y hay competencia, cae el valor de las empresas. Deberían revisar algunas ideas)

El padrino del desembarco es el ex embajador norteamericano en la Argentina Noah Mamet. Amazon tendría oficinas operativas con no más de 100 personas y no sería a este nivel competencia para las empresas argentinas del sector. El problema surge con la información cierta que circula en el mercado, de la ampliación de las actividades de la multinacional norteamericana en el país; la que estaría ya manteniendo entrevistas con futuros directores y gerentes que serían contratados para los planes de expansión total en el mercado argentina con cobertura en todo el país. Incluso uno de los gerentes entrevistados es uno de los altos ejecutivos de Mercado Libre.(Que feo que un ex embajador haga de lobista de intereses privados, y que le quieran soplar los empleados a Galperín antes de que los flexibilice; pero seguramente lo arreglará fácil aumentándoles los sueldos para retenerlos. A menos que vaya en contra de su credo flexibilizador, como los agrogarcas que quejan de la AUH porque dicen que les saca mano de obra, en lugar de pagar sueldos más altos que ella)

Si se confirmara el desembarco pleno, durante algún momento del 2018, son muchos los que especulan con las posibilidades de continuidad comercial de Mercado Libre. Es allí donde aparece el dilema de Galperin. Podría recurrir al reclamo de muchos de los empresarios argentinos de prácticamente todos los sectores de la economía local, pequeños, medianos y grandes, y pedir protección en el mercado interno para, al menos, limitar el desembarco de Amazon. Galperin, de línea directa con Mauricio Macri, siempre criticó estas acciones y reclamó por el fin de las compañías basadas en el estado prebendario. Ahora deberá tomar una decisión sobre su propia supervivencia.(Ah, joderse, eso le pasa por andar boqueando en contra de la intervención del Estado y hacerse el pija del libre mercado. Quedaría demostrado entonces que es un genuino ejemplo de empresario liberal argentino: prospera en cuanto no tiene competencia, y cuando la competencia aparece, listo, fue. Eso sí: hasta acá no se supo que Pancho Cabrera haya incluido a “Mercado Libre” entre las industrias “inviables” del “Plan de Reconversión Industrial”)

El segundo capítulo es aún más complejo. Mercado Libre, a través de Mercado Crédito, opera en Argentina en el negocio del financiamiento de los consumidores a través del flamante mercado de las Fintech (que próximamente incluso tendrá su propia cámara); y desde el sistema financiero tradicional se presiona para que el BCRA les imponga las mismas reglas de juego que los bancos de atención al público.(O sea que los bancos -que resisten toda regulación estatal- quieren que regulen a su competencia. Es hermoso el liberalismo)

El negocio hoy está planteado con cierta libertad para que las empresas "online" sin oficinas a la calle y dedicadas a la intermediación entre compradores y vendedores de bienes y servicios -o, directamente; oferentes de servicios financieros vía internet- puedan otorgar financiamiento directo a sus clientes. El dinero financia la operación sin necesidad de recurrir a los bancos y tarjetas de créditos, con una ganancia directa para el prestamista; quien, en general, es la misma plataforma donde se realiza la operación de compra y venta.(Es decir el mismo negocio de los bancos, sin crear nada de valor para la economía, y sin ninguna regulación estatal. Por algo Macri la eligió como la empresa modelo: hay que ser más garca que un banco, eh)

Los bancos protestan asegurando que se trata de una competencia desleal, ya que no están obligadas a obedecer las regulaciones y normativas del BCRA; al definirse como empresas no dedicadas a la "intermediación financiera". Al no tomar dinero del público para los créditos, y apalancarse con fondos propios derivados de la circulación de dinero de la propia página, no estarían dentro de las normas del Central. Al menos esta es su propia visión. La queja de los bancos (de todos los tamaños) es por la necesidad de cumplir con la documentación de habilitación de la entidad, la calificación de riesgo del cliente, las normativas de liquidez, la obligatoriedad de mantener sucursales abiertas al público y el sostenimiento de las condiciones laborales de los empleados; mientras que ninguna de estas obligaciones alcanzan a las fintech.(Los bancos son bastante caraduras porque ellos a su vez están “apalancados” en la guita nuestra que manejan, en algunos casos sin que podamos elegir, como las cuentas sueldo. Y además la están levantando con pala como consecuencia de las regulaciones del Banco Central de Sturzenegger a su favor, como haber eliminado los pisos para las tasas de los plazos fijos, y el techo para las de los préstamos. Pero tienen razón en un punto: estos ladris de los “unicornios” no tienen que cumplir con ninguna exigencia de solvencia o respaldo de sus operaciones puesta por parte del Estado, así cualquiera es un tigre de los negocios. Claro que Galperín podría contestarles que unan fuerzas por la flexibilidad laboral y entre todos tumbar el convenio colectivo de trabajo de la Bancaria, y listo. Es un posible punto de encuentro, contra el enemigo común: los trabajadores. De eso se trató el coloquio de IDEA justamente)

Nuevamente Mercado Libre deberá plantearse si reclama, o no, la intervención del estado (a través del BCRA), para que se regule a su favor un mercado donde opera con éxito.(O sea, hacer la de siempre del liberalismo: que el Estado no se meta en los negocios, a menos que sea a favor. Dolor Adam Smith)

3 comentarios:

marcelo ignacio dijo...

Después leí todo tu mensaje, pero en la segunda o tercera línea ya me parecía que el tipo este es el padre de todos los pelotudos: un tipo que no produce nada, con una empresa con muy pocos empleados y que se dedica a vender productos que tienen una elasticidad altísima respecto del ingreso, ¿cómo se le ocurre que lo mejor que se puede hacer es una reforma laboral que obligue a la gente a trabajar a nivel de subsistencia? Él vive única y exclusivamente de que a la gente le sobren unos mangos para gastar en cosas que no necesita, ¿y favorece que los empleados de todo el país no les sobre nunca un mango? Qué pelotudo que sos, Galperín.

Hace un tiempo un amigo postulaba que los empresarios que habían inventado un negocio exitoso se tienen que morir antes de llegar a viejos y destruirlos. Por el bien de su empresa y de su familia, no sé si Galperín debería morirse, pero seguro que debería salir del negocio ya mismo. Y callarse por el resto de su vida.

Neomontonero dijo...

Agarrá la pala, Marcos Galperín.

¡JUÁ JUÁ JUÁ JUÁ!

Anónimo dijo...

Pasé a ver si lo habías atendido a Majul, un clásico ya...debido a que hay nota suya de hoy en LN.
Pero esta nota es un gran reemplazo.