LA FRASE

"ME GUSTA ESO DE LAS PARITARIAS CON CLÁUSULA GATILLO, CUANDO LOS EMPLEADOS EMPIEZAN A PEDIR MÁS AUMENTO, SE LOS CAGA BIEN A TIROS." (HÉCTOR MAGNETTO9

miércoles, 7 de diciembre de 2016

CAMBIAMOS: UN PECAM POR UN CALCATERRA


Hace poco y a propósito de la visita del secretario de Obras Públicas de la nación Daniel Chaín, nos ocupábamos en ésta entrada de la cuarta etapa de la obra del nuevo hospital Iturraspe, iniciada en el 2009 durante el gobierno de Binner.

Decíamos entonces que sorprendía como se habían inflado los costos de la obra, estimada por el gobierno provincial en el presupuesto de éste año en 100 millones de pesos, pero luego licitada en más de 461 millones; cuando se supo que el gobierno nacional pagaría el 70 % de ese costo "inflado".

El día después de la visita de Chaín (que fue el 27 de septiembre) se conocieron las ofertas presentadas, todas bastante por encima del ya infladísimo presupuesto oficial: 


Como se puede ver, las cotizaciones oscilaron entre un 20,98 % y un 33,34 % por encima del presupuesto oficial, a su vez multiplicado casi por cinco respecto a las previsiones originales.

La oferta ¿más barata? resultó ser la de una UTE integrada por tres archiconocidas de la obra pública provincial y municipal en tiempos del Frente Progresista, entre las que sobresale Pecam S.A., la misma de las obras en la cárcel de Piñero detalladas acá; y la misma también de la concesión de la autopista Santa Fe-Rosario (en trance de rescisión "sin penalidades para las partes"), de las dos etapas anteriores de la obra del Iturraspe, de la segunda etapa del también inconcluso CEMAFE y del fallido Puerto de la Música de Rosario, entre muchas otras. 

Con gran "generosidad", la UTE ofreció un descuento del 5 % sobre su oferta, con lo cual ésta terminó siendo "apenas" un 14,93 % más cara que el ya abultado presupuesto oficial:


Sin embargo, luego de haberle "descontado" a la provincia unos 27 millones y pico de pesos, Pecam y sus socios cobraron en concepto de anticipo financiero (o sea, guita que embolsan antes de empezar la obra, sin mover ni una pala) casi el doble: más de 53 millones. 

Así cualquiera es generoso, si recupera con creces el precio de su "generosidad", y de contado.

Pero recordemos que se dijo que el gobierno nacional financiaría el 70 % de la obra, y así quedó plasmado en el acta aprobada por el mismo decreto que adjudicó la licitación, como podemos ver acá:


Para que se entienda bien: la nación paga el 70 % del presupuesto oficial de la obra (algo más de 461 millones), y el 70 % de la diferencia que pudiera surgir de la licitación (en éste caso unos 69 millones, más o menos), si "justifica el aumento". Si no, lo tiene que pagar la provincia.

Pero lo más interesante es lo que dice la cláusula cuarta: allí las partes (la nación y la provincia) acuerdan aplicar el régimen de "redeterminación de precios" (leáse indexación o ajuste permanente de los costos del contrato), pero no el vigente en la provincia (la Ley 12.046 y su Decreto reglamentario 3599/02); como correspondería por tratarse de una obra licitada, adjudicada y contratada por el Estado provincial.

No señor: Lifchitz acordó aplicar a la obra del Iturraspe el mecanismo de redeterminación de precios aprobado por Macri mediante el DNU (decreto de necesidad y urgencia) 691; explicado en su momento acá, y que aun no ha sido ratificado por el Congreso.  

Un régimen mucho más favorable para las empresas contratistas, porque les permite plantear la actualización de costos de los contratos cuando cualquiera de sus componentes sufra una variación mayor al 5 % (antes era del 10 % como mínimo), sin la obligación de que el resto del contrato permanezca inalterable. 

El mismo día (27 de septiembre) en que Chaín pasó por Santa Fe prometiendo el apoyo financiero del gobierno de Macri a la obra del Iturraspe que terminaron ganando Pecam S.A. y sus asociados en la UTE, estuvo antes en Rosario para la apertura de los sobres de la licitación encarada por la municipalidad socialista para la "puesta en valor" del Monumento a la Bandera; en la cual como contábamos acá, la oferta que viene perfilada para ganar es la de Creaurban S.A., del primo presidencial Angelo Calcaterra.

¿Se tratará de un canje de favores entre "empresarios amigos del poder de turno", o eso corre solo para Lázaro Báez y el kirchnerismo?

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Llamativa esta adjudicación. Resulta que la UTE ofreció el descuento con posterioridad a la apertura de las ofertas, por motus propio????mmmmmm. Bueno, pero hay más, resulta que el descuento opera si la Provincia le paga los certificados dentro de los treinta días......Que tal? Ahora, si las bases y condiciones de la licitación hubieran establecido esta posibilidad de pago, como hubieran sido las ofertas de las otras empresas?????? Nunca se sabrá. Ahhhh y el Tribunal de Cuentas ?????? zzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzzz

Anónimo dijo...

este gobierno no sera choro pero en vez de una de cal y una de arena, es una de calc y una de aterra

o sea todas para CALC-ATERRA.